El Mundo

Ardieron otra vez las calles de Hong Kong

Los manifestantes de Hong Kong desafiaron ayer la prohibición policial con una nueva protesta.

Domingo 01 de Septiembre de 2019

Los manifestantes de Hong Kong desafiaron ayer la prohibición policial con una nueva y multitudinaria protesta en la que las calles del distrito financiero literalmente ardieron después de que los activistas prendieron fuego las barricadas que habían construido para protegerse de la policía.

Antes de encender el fuego, los manifestantes arrojaron objetos y bombas molotov hacia la barrera policial establecida en la sede del gobierno.

Las fuerzas de seguridad respondieron con gases lacrimógenos y agua de color azul disparada desde camiones hidrantes, que obligó a los manifestantes a replegarse hacia dentro de las barricadas levantadas en Hennessey Road, en el distrito Wan Chai de la ciudad.

La marcha de ayer, que no fue autorizada por el gobierno, conmemoraba el quinto aniversario de la negativa de China a unas elecciones totalmente democráticas en la antigua colonia británica.

Los manifestantes, en su mayoría jóvenes, ocuparon las rutas y las principales intersecciones en los zonas comerciales mientras la policía desplegaba agentes antidisturbios y camiones hidrantes para bloquear el acceso a la zona de las oficinas gubernamentales.

Mientras algunos manifestantes marchaban, otros, con máscaras de gas y cascos se acercaron a las zonas de los antidisturbios y arrojaron objetos a la policía, que respondió con gases y agua.

En enfrentamiento continuó algún tiempo hasta que la policía comenzó a avanzar y los manifestantes se replegaron sin que haya choques importantes.

El legislador del Partido Demócrata, Lam Cheuk-ting, dijo que los ciudadanos de Hong Kong seguirán luchando por sus derechos y libertados a pesar del arresto de varios activistas destacados, entre ellos Joshua Wong.

Las protestas estallaron por la intención del gobierno de aprobar una ley de extradición a China, que finalmente fue archivada.

Sin embargo, los activistas siguen su reclamo para que el proyecto sea sepultado definitivamente y para que haya elecciones completamente democráticas; distintas a las actuales, en las que votan por opciones aprobadas antes por un comité chino.

Los manifestantes también reclaman una investigación independiente sobre la brutalidad policial desde que comenzaron las protestas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS