Policiales

Establecen que el crimen del "Fantasma" fue ordenado por el núcleo de los Cantero

Lo sostiene un aporte incorporado en la causa judicial. La víctima habría pagado así el intento de encarar un negocio ilícito autónomo. Hay dos personas que continúan prófugas de la Justicia.

Jueves 13 de Junio de 2013

Un aporte reciente a la investigación del asesinato de Martín "Fantasma" Paz, ejecutado a balazos hace nueve meses, consolida la hipótesis de que el atentado fue ordenado por integrantes de la familia Cantero. La contribución incorporada al expediente indica que la instrucción para la eliminación de Paz fue impartida por Máximo Ariel "Guille" Cantero. Y que el encargado de reclutar a los dos sicarios para consumar el crimen fue tarea de "Monchi" Cantero, cuyo verdadero nombre es Roberto Machuca. "Guille" y "Monchi" tienen pedido de captura nacional e internacional por integrar una asociación ilícita dedicada a delitos como homicidios por encargo, acopio de armas, amenazas y lesiones. Ambos están prófugos.

El nuevo elemento de la investigación que conduce el juez de Instrucción Nº 4, Juan Carlos Vienna, indica que la decisión de exterminar a Paz tenía que ver con que este, junto a otras dos personas, empezaba a desmembrarse de la organización de los Cantero para emprender un camino propio en la comercialización de estupefacientes. Un intento de autonomía que Los Monos, según el aporte, no perdonaron.

Nombres y armas. El elemento incorporado a la pesquisa habilitó una nómina de nombres de la red de los Cantero, sus roles y hasta detalles sobre el parque de armas que manejan, que incluye pistolas automáticas 9 milímetros marca Glock y dos ametralladoras M16. También el lugar dónde fueron obtenidas y el modo de adquirirlas.

El juez Vienna levantó ayer el secreto de sumario que imperaba sobre el expediente de la muerte del "Fantasma" Paz desde el viernes 31 de mayo, cuando se realizó un importante operativo contra la estructura central de la banda de Los Monos. Fue cinco días después del asesinato de Claudio Ariel "Pájaro" Cantero.

El sábado 8 de septiembre del año pasado a las 14.30 Paz circulaba en una cupé BMW de 400 mil pesos por Entre Ríos y 27 de Febrero. Iba junto a su esposa y su pequeña hija.

El sicario que lo emparejó a bordo de una moto vació su cargador sobre el propio Paz y el auto comprado esa semana. Las balas no tocaron a su mujer ni a su hija. El "Fantasma" y el "Pájaro" Cantero eran cuñados: una hermana del primero era pareja del segundo y por eso Cantero fue uno de los primeros en llegar a la escena criminal. El asesinato marcó una secuencia en alza de violencia callejera. Se encadenan a la muerte de Paz homicidios posteriores y, según va quedando claro ahora, atentados a tiros contra concesionarias.

Otro impulso. La investigación sobre el asesinato de Paz se mantuvo con poca actividad hasta fines de febrero, cuando en Rosario se produjo el cambio de cúpula policial. El comisario Raúl Ardiles ocupó el lugar de Walter Miranda y esa modificación provocó otras en distintas áreas. Una de ellas fue la División Judicial de la Unidad Regional II. Esa área comenzó a elaborar un informe de inteligencia sobre la banda de Los Monos que finalmente presentó al tribunal el 22 de abril.

Un par de días más tarde el juez Vienna autorizó una serie de escuchas telefónicas sobre aparatos de los cabecillas del clan Cantero, entre ellos "Monchi" y "Pájaro".

Hasta ese momento, en la causa sólo se había intervenido un celular de una persona llamada Diego, que fue el último que intercambió mensajes con "Fantasma". Ese celular aportó en siete meses una decena de fojas de transcripciones.

¿Pollo con Mono? El informe, en el que consta un dossier con diferentes recortes periodísticos y comentarios de internautas de ediciones digitales de los diarios locales, analiza la banda de sicarios que era liderada por "Monchi". Y bajo ese liderazgo enumera una lista de supuestos asesinos que trabajaban para Los Monos.

Entre ellos dos nombres resaltaron: Luis "Pollo" Bassi y Milton César, detenido ayer. Ese dato no es menor ya que la hipótesis respecto al asesinato de "Pájaro" Cantero era su enfrentamiento con "Pollo" Bassi y su gente, entre los que está el otro Milton, aún prófugo, cuyo apellido empieza con D.

Concesionarias. Una hipótesis complementaria de la investigación, que no refuta la que se cita al inicio de esta nota, es que el crimen de "Fantasma" estuvo ordenado por "Pájaro" Cantero a raíz de un problema de dinero. "Pájaro le dio una suma (se habla una cifra de siete dígitos en pesos) para que los invirtiera en una cosa y Fantasma compró autos de alta gama en tres concesionarias. Y en ese palo una orden a ese nivel no se desobedece. Una desobediencia cuesta muy caro. Acá implicó un muerto y dos concesionarias baleadas", explicó un vocero de la pesquisa.

En la semana posterior al crimen de Paz fueron acribillados a tiros los frentes de dos concesionarias: Stern Motors, en Junín entre Monteagudo y Thedy, frente al shopping Alto Rosario, hubo trece disparos de calibre 9 milímetros. Y en una firma de Corrientes al 100 se constataron quince balazos de igual calibre.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario