Edición Impresa

Se incendió un ferry repleto de pasajeros en el canal de Otranto: un muerto

La nave había embarcado a 478 viajeros y decenas de vehículos. El siniestro se desató en medio de un fuerte temporal. Más de 300 personas seguían anoche bloqueadas.  

Lunes 29 de Diciembre de 2014

Un pasajero griego murió y más de 300 personas seguían anoche bloqueadas, en condiciones meteorológicas muy difíciles, a bordo de un ferry presa de un incendio en el canal de Otranto, entre Albania e Italia, pese a una titánica operación de rescate que ya había permitido salvar a 165 personas.

El ciudadano griego es la primera víctima (y se cree que la única) entre los 478 pasajeros del Norman Atlantic, un ferry de bandera italiana fletado por la compañía griega Anek, que realizaba el enlace entre Patras (oeste de Grecia) y Ancona (centro de Italia sobre el Adriático).

Una gran operación de salvamento que reúne a barcos griegos e italianos y helicópteros italianos ha trabajado en condiciones sumamente difíciles desde la mañana de ayer, con vientos muy fuertes, lluvias torrenciales, granizo y olas de seis metros de altura, aunque la situación ha mejorado al atardecer, se precisó.

Barcos albaneses y buques mercantiles que navegaban por la zona colaboraron en el rescate.

El pasajero griego (había 268 griegos a bordo incluidos 34 miembros de la tripulación), que se resbaló y cayó al agua junto con su esposa, fue encontrado sin vida por la guardia costera italiana, pese a los intentos de rescatarlo con helicópteros. Su mujer pudo ser salvada y transportada al puerto italiano de Brindisi.

La guardia costera italiana anunció que un remolcador, el Marietta Barretta, consiguió amarrar al ferry en llamas, lo que permitió estabilizar el barco y acelerar la evacuación de los que siguen a bordo. Un pasajero griego, Nikos Papatheodossiou, afirmó al canal de televisión Mega que la operación de remolque había comenzado. "Avanzamos a dos o tres millas por hora, hay mucho humo, y no sabemos cuánto tiempo aguantaremos", declaró Papatheodossiou, que añadió que todos los niños (unos cuarenta según un recuento de la AFP) habían sido evacuados.

El transbordador había partido del puerto del Peloponeso el sábado a las 15.30, luego hizo escala en Igumenitsa (norte de Grecia) y debía llegar a Ancona ayer a las 15.30.

Sin embargo, hacia las 2 del domingo, cuando se encontraba en el canal de Otranto, cerca de la pequeña isla de Othonoí, lanzó una llamada de auxilio por la declaración de un incendio a bordo, concretamente en el garaje. A bordo viajan griegos (268), turcos (54), italianos (44), albaneses (22), alemanes (18), suizos (10), y franceses (10), aunque también había rusos, austríacos, británicos y holandeses.

El periodista griego Angelos Moschovas dijo a la cadena Mega TV que los remolcadores habían podido "echar agua al ferry, lo que ha ayudado a controlar las llamas". Los barcos de salvamento han lanzado escaleras a los pasajeros para evacuarlos y los helicópteros también han rescatado a personas atrapadas, sacándolas de dos en dos. "Todos estamos en el puente, estamos mojados, tenemos frío, tosemos a causa del humo, hay mujeres, niños y ancianos", indicó al mismo canal con voz fatigada otro pasajero, Giorgos Styliaras, en medio del mar embravecido. "Nuestros zapatos habían comenzado a derretirse en la cabina de recepción", dijo a la televisión Mega un pasajero.

El Norman Atlantic, de la empresa italiana Visemar di Navigazione fue construido en 2009, mide 186 metros de largo, 16 metros de ancho y desplaza 26.900 toneladas. Tiene una velocidad máxima de 43 kilómetros por hora.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario