Edición Impresa

El cuarto filme de la exitosa saga de Tinker Bell se estrena este jueves en Rosario

El mundo mágico que los estudios Disney han creado para el personaje de Tinker Bell volverá a ponerse en acción este jueves, cuando en los cines de Rosario se estrene la cuarta película de la saga: "Tinker Bell y el secreto de las hadas".

Martes 21 de Agosto de 2012

El mundo mágico que los estudios Disney han creado para el personaje de Tinker Bell volverá a ponerse en acción este jueves, cuando en los cines de Rosario se estrene la cuarta película de la saga: "Tinker Bell y el secreto de las hadas", en la cual la heroína de pequeñas alas vivirá nuevas aventuras.

La trama de esta historia animada tendrá como eje central la curiosidad de Tink por conocer el prohibido y misterioso Bosque del Invierno, en donde descubrirá un mágico secreto que podría cambiar su vida para siempre. El misterio gira alrededor de cómo vuelan las hadas, secreto que será descubierto gracias a la ayuda de Periwinkle, la nueva amiga de Tinker Bell y el resto de la pandilla.

En cuanto a la producción, Disney reveló que "Tinker Bell y el secreto de las hadas" será la primera película de esta saga en ser concebida directamente en 3D. La directora es Peggy Holmes, quien disfrutó de una exitosa carrera como coreógrafa antes de convertirse en directora de animación. Su primera cinta también fue un clásico infantil: "La Sirenita: los comienzos de Ariel".

En el original en inglés, la cuarta película de Tinker cuenta con las voces de Timothy Dalton, como Lord Milori; Anjelica Huston, como la reina Clarion, y la ex Angel de Charly Lucy Liu, como el hada Silvermist.

Una larga historia. Disney creó el imperio de las hadas en 2007, con el objetivo de capitalizar el éxito de las princesas. El personaje de Tinker Bell (también conocida como Campanita) nació en 1904, en la emblemática obra de J.M. Barrie, pero el mundo la vio convertida en un dibujo animado recién en 1953, cuando Campanita apareció al lado de un intrépido niño que se negaba a crecer, en el inolvidable clásico de Disney "Peter Pan".

En ese momento, la celosa y aventurera hada se convirtió en uno de los principales símbolos del estudio y presencia constante en comerciales de televisión y en créditos de presentación de películas y programas. Pero tendrían que pasar décadas para que, ahora conocida universalmente como Tinker Bell, el venerado personaje se transformara en un fenómeno mediático. Y también comercial.

En 2007, como una apuesta del estudio, Disney lanzó oficialmente una franquicia que bautizó como "Disney Fairies" (Hadas de Disney), que tenía a Tinker Bell en el centro y que expandió al personaje hacia un universo propio, con otras compañeras, películas, sitios de Internet y una lista interminable de productos que van desde ropa hasta mochilas, bolsos y lápices.

Todo nació como una idea de ampliar la exitosa experiencia que la compañía había logrado con otra franquicia: las Princesas de Disney, otro imperio mediático que incluye a diez famosas heroínas que van desde Blancanieves hasta Rapunzel de "Enredados". Desde su creación, en 1999, la franquicia de las princesas ha generado millonarias ganancias.

La directora de marketing de Disney para Latinoamérica, Ximena Alzérreca, recordó cómo comenzó la aventura de las hadas: "La compañía vio que ahí había una oportunidad de explorar el mundo detrás de esta hada tan famosa. De ahí salieron libros, se exploraron contenidos audiovisuales y eso fue generando un interés muy importante en las niñas a las que apuntamos, que van desde los tres hasta los ocho años", precisó. En comparación, la franquicia de las princesas tiene un mercado objetivo de niñas entre tres y cinco años.

Además de Tinker Bell, esta franquicia parte de la creación de un lugar llamado "Hondonada de las Hadas" —ubicada en la Tierra de Nunca Jamás—, donde ella vive fantásticas aventuras junto a una pandilla que incluye a hadas como su mejor amiga, Iridessa, y la optimista Silvermist, entre otras. Según comentó Alzérreca, esto "tiene que ver con que después de los cinco años las niñas están descubriéndose a sí mismas. Están viendo si les gusta bailar o hacer deporte y comienzan a sentirse identificadas con las distintas personalidades de las hadas".

A la hora de la evaluación, la de Disney es más que positiva. La franquicia de las hadas ya supera los 850 millones de dólares anuales de ganancia y los productos de consumo han crecido sostenidamente en tasas de doble dígito. Por lo pronto, ya hay asegurada una quinta película de la saga, "Quest Of The Queen", que se estrenará en 2014.

El nombre de Campanita quedó en el recuerdo

En toda América latina se la conoció durante décadas como Campanita, la orgullosa hada de Peter Pan en el clásico filme de Disney. Sin embargo, con el lanzamiento de la franquicia de las Hadas de Disney, el personaje pasó a llamarse Tinker Bell, tal como la conoce el mundo angloparlante. Un cambio similar ocurrió con la antes conocida rana René: para el estreno de la nueva película de los Muppets, el estudio insistió en llamarlo por su nombre original, Kermit.

La directora de marketing de Disney para Latinoamérica, Ximena Alzérreca, comentó con respecto a estos cambios: “El problema no es con los niños, porque ellos tienen tal cantidad de estímulos que se adaptan fácilmente a los cambios. Somos los más grandes a quienes nos cuesta cambiar el chip. Pero creemos que es la estrategia acertada, y está de acuerdo con cómo las grandes marcas se están presentando con una imagen y denominación común a nivel global”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario