Política

El justicialismo cantó victoria en Entre Ríos, Tucumán y Chubut

Bordet logró un nuevo mandato e impulsó su modelo de unidad a nivel nacional. Manzur también gestionará cuatro años más.

Lunes 10 de Junio de 2019

El gobernador entrerriano, Gustavo Bordet, lograba al cierre de esta edición de La Capital un segundo mandato al imponerse por casi 20 puntos a su rival directo, el diputado nacional Atilio Benedetti (Cambiemos). En tanto, tras un cierre con demoras y un lento escrutinio, su par de Tucumán, el también justicialista Juan Manzur, se adjudicó la reelección.

   El megadomingo electoral (votó el 14 por ciento del padrón nacional) incluyó generales en Chubut (ver aparte) y Jujuy y Paso en Mendoza (ver página 10). Y redundó en tres nuevas derrotas para el macrismo (totaliza 14), que de todos modos festejó los resultados provenientes del noroeste (la primera victoria de peso del año) y la región cuyana del país.

   Con el 41,3 por ciento de las mesas escrutadas, Bordet se imponía con el 55,64% de los votos, mientras que Benedetti llegaba al 36,53%. En su discurso, el ganador destacó la amplitud del frente electoral que armó en Entre Ríos y pidió que esa construcción se replique a nivel nacional.

   “Construimos un gran frente que se cimentó en base al consenso y los acuerdos. Hubo madurez política de muchos dirigentes. Esa construcción debe darse en el ámbito nacional, más allá de los nombres propios”, indicó el mandatario.

   También aclaró: “El posicionamiento que tomemos a nivel nacional será del mismo modo en que construimos el frente con diez partidos. Consultaremos a todos y decidiremos que es lo mejor para la provincia”. Benedetti había reconocido la derrota minutos después de las 21. “Mejoramos respecto de las Paso, pero no alcanzó”, dijo.

   El ganador también fue saludado vía Twitter por el precandidato presidencial Alberto Fernández. “El pueblo de Entre Ríos renovó su esperanza. ¡Vamos Argentina!”, escribió. El postulante a gobernador de Santa Fe por el frente Juntos, Omar Perotti, hizo lo propio en esa red social: “Felicitaciones a Bordet por el gran triunfo, demostrando una vez más que el camino es la unidad”.

   Más de un millón de entrerrianos fueron habilitados para votar en más de 3 mil mesas y entre seis candidatos. Las autoridades calcularon en más de 80 por ciento la participación en los comicios.

   En las Paso del 14 de abril, Bordet había logrado una victoria con el 58,28 por ciento (392.065 votos) contra el 33,63% (226.223 sufragios) de Benedetti.

   Si bien el gobernador participó en reuniones con el peronismo no kirchnerista, para esta elección acordó con el espacio que lidera Cristina Fernández y, de ese modo, evitó una interna. Y llevó a su ministra de Desarrollo Social, Laura Stratta, como candidata a vicegobernadora.

   Cambiemos presentó a Benedetti como único candidato a gobernador y a Gustavo Hein (PRO) como su vice. Integraron también la coalición el GEN, el Movimiento Social Entrerriano, el partido Fe y Unión por la Libertad.

   También se definieron 34 diputados provinciales, 17 bancas del Senado entrerriano,y quiénes dirigirán intendencias, comunas y juntas de gobierno.

   Al respecto, el vicegobernador, Adán Bahl, fue ungido nuevo intendente de Paraná, donde derrotó a Sergio Varisco, quien será juzgado en septiembre por narcotráfico (ver página 20).

Celebración paralela

En Tucumán, en tanto, el Frente Justicialista que encabeza Manzur se imponía (30,37 por ciento de las mesas escrutadas) con el 54,32% de los votos.

El segundo lugar lo alcanzaba la representante de Vamos Tucumán (Cambiemos) Silvia Elías de Pérez, con el 18,15 por ciento, y el tercero corría por cuenta del ex mandatario tucumano José Alperovich (Hacemos Tucumán), con el 11,55%.

   A las 22.20, el gobernador reelecto anunció: “Hay una tendencia irreversible”. Y le envió “un abrazo bien grande” a la fórmula Fernández-Fernández.

   Las encuestas previas dieron cuenta de una disputa pareja, aunque tanto Manzur como Alperovich se mostraron ganadores en la campaña.

   Manzur fue ministro de Salud de CFK. Luego fue uno de los gobernadores que en sus inicios apoyó a Alternativa Federal (AF), aunque no tardó en retornar al kirchnerismo.

   Alperovich, tres veces gobernador de Tucumán entre 2003 y 2015, consiguió una foto con la ex presidenta al principio de la campaña, pero el respaldo a Cristina no se extendió mucho más allá de ese gesto. Ambos dirigentes sí coinciden en la necesidad de un frente para derrotar a Mauricio Macri en octubre.

  A Alperovich, por su parte, lo seguía de cerca en el recuento Ricardo Bussi (Fuerza Republicana), hijo del condenado por delitos de lesa humanidad Domingo Bussi.

   Pasadas las 18, la Junta Electoral de Tucumán advirtió que se seguía votando en algunas escuelas. Más temprano, un gendarme fue baleado por dos hombres mientras cuidaba las urnas en una de las escuelas. Quedó internado, fuera de peligro, y los atacantes se mantenían prófugos.

  En tanto, el PJ nacional festejó “a todos los participantes en los comicios” a través de una carta de su presidente, José Luis Gioja.

Desde hoy y hasta el domingo próximo, inclusive, todas las miradas estarán centradas en Santa Fe, próxima cita clave en las urnas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});