15 años, 15 voces

"Espiritualidad y fe no se contradicen con el feminismo, sí con los fundamentalismos"

Marta Alanis, nació hace 71 años en Cañada de Gómez, es la titular de Católicas Por el Derecho a Decidir y da por descontado que el aborto será ley esta vez

Sábado 12 de Diciembre de 2020

Se casó por iglesia con Luis pero no de largo sino "con una ceremonia discreta". Eso aclara Marta Alanis, nacida hace 71 años en Cañada de Gómez, madre de tres hijos una hija, abuela, integrante de la Campaña Nacional por el Aborto Legal Seguro y Gratuito y titular de Católicas por el Derecho a Decidir: una organización asentada en Córdoba y en varios rincones de Latinoamérica que no ve contradicción en el hecho de ser creyente y estar a favor de la interrupción legal del embarazo (IVE).

Embed
15 AÑOS, 15 VOCES - La Capital

La Capital dialogó con ella mientras viajaba a Buenos Aires para asistir a la vigilia por el debate en Diputados. "Trataré de estar en el recinto y donde sea: esta vez sale", deseó. Y su deseo se cumplió, al menos en lo relativo a la media sanción. Alanis explica su posición a favor de que la IVE sea ley como mujer de fe de manera simple. "Creo que se puede ser, por ejemplo, peronista o radical sin estar un cien por ciento con todo lo que sostiene cada partido. Lo mismo pasa con ser católica o católico", comenta. Y luego se explaya: "Principalmente recuperamos la condición de ser católicas y feministas con el núcleo central del cristianismo, el tema del aborto y de la sexualidad no es de dogma sino una doctrina y en ella confluyen muchas voces y posturas, el problema es que en la últimas décadas han triunfado las posiciones más fundamentalistas del monoteísmo y el catolicismo no es la excepción".

Sin embargo, esta mujer que sigue acompañando la liturgia de algunos curas barriales y adhiere aún al núcleo de la fe, Jesús y el Evangelio hizo una salvedad. "La Iglesia viene teniendo posturas de mayor apertura y aceptando pluralidad de posiciones sobre un tema que no está ni en la Biblia. Los temas que tienen que ver con la doctrina de la Iglesia no son dogmas, son discutibles, y no hay una posición homogénea en la Iglesia. Las Católicas por el Derecho a Decidir no estamos haciendo disidencia con la doctrina sino con los discursos misóginos de la jerarquía católica, entendemos y sabemos que las mujeres católicas también deciden y abortan en clandestinidad".

image - 2020-12-09T125902.686.jpg

Alanis fue galardonada el año pasado con el premio Joan B. Dunlop, otorgado por la Coalición Internacional por la Salud de las Mujeres (IWHC), por su “incansable trabajo por los derechos sexuales y reproductivos y la lucha por la justicia social.”

La IWHC es una institución mundialmente destacada por promover desde 1984 políticas orientadas a los derechos de mujeres, jóvenes, niñas y adolescentes, en África, Asia, Europa del Este, América Latina y Oriente Medio.

Leer más: Socorristas en red, cuando la información es poder

Y fue reconocida porque esta mujer católica no se hizo feminista con la última marea verde, sino cuando con sus cuatro hijos a cuestas se fue hace décadas al exilio y en un barrio e iglesia popular de Nicaragua conoció el "condimento cristiano del sandinismo", según retrata.

"Aún hoy me vinculo con curas de villas de emergencia, y colaboro con ellos en ollas populares y participo de sus celebraciones. Estos curas no se oponen a nosotras, pero no pueden hablar porque los sancionan, nosotros respetamos ese silencio porque sabemos del costo grande al que se exponen ellos y lo que pierden si los dejan de lado, las comunidades a los que llegan con sus acción pastoral", remarca Alanis.

Leer más: Daniel Teppaz: "Replantearme el aborto a costa del sufrimiento de las mujeres es para mí vergonzoso"

Un presidente y otro

Cuando se enteró de que el presidente Alberto Fernández envió a la legislatura el proyecto en favor de la IVE, Alanis rescató la medida y no retaceó halagos: "Es el primer presidente en el mundo en tomar esa iniciativa, y además el proyecto tiene un 95 por ciento de similitud con el que presentamos ocho veces desde la Campaña".

Leer más: La salud en red y un derecho que se construye en plural, como "Débora nos enseñó"

Sabe que así como ella rescata la decisión política de Fernández muchos y muchas recuerdan que fue el ex presidente Mauricio Macri quien allanó el debate en 2018, entonces, "¿cómo lee ambas voluntades?", le preguntó este diario.

Leer más: Majo Poncino, la militancia barrial por maternidades deseadas

"Nosotras desde la Campaña aprovechamos buenamente que Macri haya abierto el debate hace dos años, pero no puedo decir que se jugó por el tema, no asumió un compromiso, por el contrario luego se puso en contra. En cambio, Fernández no sólo cumplió con el anuncio de campaña sino que creó un Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad con recursos, eso es sustancial", diferenció la militante.

Como debe seguir viaje y no puede seguir contestando, se le hace una última pregunta sobre los y las legisladoras que aún pueden estar indecisos. "¿Qué les diría?", se le pregunta a Alanis. Ella responde: "En un Estado laico, las creencias personales son para la vida personal, no para imponerlas a los otros. Los legisladores son parte del Estado, entonces deberían pensar que tienen capacidad de decidir por todos y todas: no pueden obligarnos a vivir como a ellos les parece" .

Este artículo forma parte de la serie "Aborto: 15 años, 15 voces" que publica La Capital en el marco de los 15 años de la articulación de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito, y en el escenario actual de debate en el Congreso de la Nación de los proyectos de ley para la Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE).

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS