El Mundo

Italia: febriles rondas de consultas para hallar una salida a la crisis política

El presidente de Italia, Giorgio Napolitano, realizaba hoy una ronda de consultas con líderes de partidos para encontrar una salida a la crisis política, mientras algunos preferían elecciones anticipadas y otros optaban por un gobierno provisional.

Sábado 26 de Enero de 2008

Roma- El presidente de Italia, Giorgio Napolitano, realizaba el sábado una ronda de consultas con líderes de partidos para encontrar una salida a la crisis política, mientras algunos preferían elecciones anticipadas y otros optaban por un gobierno provisional.

El ex ministro de Justicia Clemente Mastella, cuya retirada de la coalición de centroizquierda en el poder llevó a la caída del Gobierno del primer ministro Romano Prodi, fue uno de los primeros en reunirse con Napolitano en el segundo día de consultas en el Palacio del Quirinale.

“Queremos elecciones políticas anticipadas y abrir después una nueva fase constituyente, con un nuevo pacto constitucional y generacional,” dijo Mastella a periodistas a la salida de la reunión.

El presidente seguirá con las consultas hasta el martes por la tarde.

Napolitano espera encontrar a un candidato para dirigir un gobierno provisional que modifique la ley electoral aprobada por el anterior gobierno de centroderecha de Silvio Berlusconi, y a la que se culpa por gran parte de la inestabilidad política.

El comunista de 82 años es conocido por oponerse a celebrar elecciones anticipadas con la misma legislación, que complica la formación de gobiernos sólidos. Por ello se empeño en colocar a Prodi en el cargo de primer ministro con una mayoría muy ajustada en el Senado.

El mandatario, desconcertado por la caída del Gobierno, se opone a los comicios y tiene el apoyo de empresarios y sindicatos para llevar a cabo primero una reforma electoral.

“Las elecciones anticipadas serían totalmente irresponsables,” declaró Walter Veltroni, alcalde de Roma y líder del Partido Democrático, la mayor facción de  izquierda.

Pero la oposición de centroderecha, encabezada por Berlusconi, quiere aprovechar el momento y volver al poder tras perder ante Prodi en el 2006.

En un enorme mitin celebrado el viernes por la noche en Nápoles que dio comienzo a su campaña política, el hombre más rico de Italia insistió en la realización de elecciones.

“No hay razón para perder más tiempo, debemos ir a votar lo antes posible. Este es el principio de nuestra campaña electoral por la libertad,” dijo Berlusconi ante la multitud.
Prodi ha señalado que no quiere encabezar un gobierno provisional, por lo que el presidente del Senado, Franco Marini, ha sido mencionado como un posible candidato para un gabinete que tendría el apoyo de ambos bandos del espectro político, algo bastante complicado ante la postura de la oposición.  REUTERS

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario