Edición Impresa

Clausuraron cuatro súper por no respetar el acuerdo de precios

La Secretaría de Comercio Interior así lo dispuso en locales de Coto, Jumbo, Walmart y Carrefour. La medida duró sólo algunas horas.

Viernes 05 de Julio de 2013

La Secretaría de Comercio Interior clausuró preventivamente ayer cuatro supermercados en distintas zonas del Gran Buenos Aires y de Capital Federal, como resultado de irregularidades en las verificaciones del cumplimiento del acuerdo de precios con el gobierno nacional.

La dependencia que conduce Guillermo Moreno informó que se trata de los supermercados Walmart de Avellaneda, Jumbo-VEA de Tapiales, Coto de Capital Federal y Carrefour de Tigre.

Esos cuatro establecimientos fueron los que debieron permanecer con sus puertas cerradas desde la mañana de ayer, hasta pasado el mediodía.

De acuerdo a la información suministrada desde la cartera oficial, las sanciones se dispusieron al comprobarse el desabastecimiento de algunos de los 500 productos a precios congelados que las grandes cadenas se habían comprometido a comercializar ante el gobierno nacional.

El acuerdo de precios en cuestión alcanza a 500 productos por supermercado que deberían estar disponibles al público en las 1.150 locales de todo el país donde operan Walmart, Carrefour, Jumbo, Disco, Plaza Vea, Coto, Cooperativa Obrera, La Anónima, Día y Libertad.

Los precios de los productos que integran el acuerdo vigente deben ser similares a los informados a principios de febrero pasado, cuando la Secretaría de Comercio Interior anunció la puesta en marcha de la primera etapa del plan de congelamiento de valores de productos de consumo masivo.

Descarga empresarial. Tras conocerse la sanción, Jumbo Retail Argentina a través de un comunicado refirmó su "completo compromiso al cumplimiento en forma estricta del acuerdo realizado con el gobierno nacional y aplicado en las tres cadenas de la compañía", que son las sucursales de Jumbo, Disco y Vea.

Asimismo, la cadena de capitales chilenos destacó que está "trabajando fuertemente junto con proveedores en los procesos logísticos, a fin de abastecer a todas las tiendas y garantizar el stock continuo de los productos determinados en el acuerdo".

Hasta anoche, Jumbo fue la única cadena que se manifestó públicamente respecto a las clausuras decididas desde el gobierno nacional.

Mirar para cuidar. El lunes pasado se concretó la cuarta jornada de la campaña "Mirar para Cuidar", por la cual integrantes de diversas agrupaciones políticas, sociales, asociaciones civiles y de jubilados volvieron a recorrer de manera voluntaria distintas sucursales de supermercados en las principales ciudades del país.

Como en las anteriores oportunidades, los voluntarios que realizaron el operativo estuvieron identificados con pecheras con la leyenda "Mirar para cuidar".

En casi todos los casos, los voluntarios fueron acompañados por inspectores municipales, para observar el cumplimiento del acuerdo de congelamiento de precios que contempla a 500 productos de consumo masivo.

La campaña "Mirar para cuidar" fue presentada formalmente por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner y es supervisada desde las secretarías de Política Económica y de Comercio Interior.

Controles. Como parte de los controles que se realizan en las grandes ciudades, la Oficina de Información al Consumidor de Mar del Plata constató un aumento en la cantidad de actas por la falta de cumplimiento al acuerdo de precios y faltantes de productos.

El director de ese organismo, Pablo Discala, dijo que "se realizaron algunas actuaciones que pueden terminar en sanciones, ya que se observaron situaciones irregulares en algunos supermercados".

"Lamentablemente en este último mes aumentó la cantidad de actas por diferencia de precios y detectamos errores en las ofertas del día en ciertos comercios", explicó el funcionario.

Discala explicó que las actas fueron giradas a la Secretaría de Comercio Interior y al Tribunal de Faltas Municipal.

Rosario. En la ciudad no hay informes que den cuenta sobre el control de precios. En febrero pasado, cuando se lanzó el congelamiento por cuantro meses, sólo una organización de consumidores, la Asamblea por los Derechos Sociales presidida por Aníbal Faccendini, tomó la iniciativa de monitorear su complimiento.

Los relevamientos, que detectaron aumentos aislados así como diferentes precios en los mismos productos en diferente sucursales de una misma cadena, fueron realizados por voluntarios y se llevaron a cabo en varias zonas de la ciudad.

El gobierno nacional dio por terminado el congelamiento y lo cambió por un acuerdo con supermercadistas para mantener los precios de 500 productos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS