Economía

La provincia sale a cobrar a los grandes contribuyentes

La subsecretaria de Ingresos Públicos de la provincia, Teresa Beren, anticipó que mantendrá en los próximos días reuniones con grandes contribuyentes que tienen deudas...

Jueves 10 de Enero de 2008

La subsecretaria de Ingresos Públicos de la provincia, Teresa Beren, anticipó que mantendrá en los próximos días reuniones con grandes contribuyentes que tienen deudas "importantes" con el fisco santafesino, para lograr "el reconocimiento y pago de esos importes". La funcionaria confirmó que mejorar la gestión recaudatoria en los sectores de mayor capacidad contributiva será uno de los primeros pasos del gobierno provincial en materia de política fiscal. En este sentido, el gobernador Hermes Binner consideró que "una de las grandes injusticias es que quienes pueden pagar impuestos no lo hagan".

  Binner puso ayer formalmente en funciones a Beren como titular de la Subsecretaría de Ingresos Públicos. Una nueva dependencia del Ministerio de Economía (más específicamente de la Secretaría de Finanzas), que reunirá bajo su mando a la Administración Provincial de Impuestos (API) y la Dirección de Catastro.

  El gobernador recorrió las instalaciones de la API junto al ministro de Economía, Angel Sciara; el secretario de Finanzas, Carlos Fernández; y el titular del organismo recaudador, Nicolás Ruesjas. Binner destacó que la creación de la Subsecretaría apunta a "perfeccionar el sistema recaudatorio".

  Con la idea de una reforma tributaria ubicada en el terreno de las políticas de largo plazo, la nueva gestión tributaria se centrará en un primer momento en mejorar la recaudación por vía de la simplificación impositiva y una mayor eficiencia en el control. Dentro de este último aspecto, el primer objetivo es mejorar el cobro a grandes contribuyentes.

  Como lo señaló en noviembre a este diario, Beren trabaja con un diagnóstico según el cual "lo que aportan los grandes contribuyentes en la provincia asciende al 30% de la recaudación propia". Ese "nivel de incumplimiento demuestra que hay mucho por hacer, dado que en cualquier administración subnacional lo que aporta este sector oscila en el 50%", dijo.

  Subrayó que "hay cuentas a cobrar muy importantes por deudas que tienen algunos contribuyentes de la provincia" y confirmó que desde esa dependencia están organizando una serie de reuniones con esos sectores para "lograr el reconocimiento y el pago de esos importes".

  Binner avaló ese accionar al subrayar que "una de las grandes injusticias es que quienes puedan pagar impuestos no lo hagan". Y consideró que para ello "no es preciso contar con un sistema persecutorio" sino educativo. "Hay que enseñarles a los industriales, a los empresarios, si no conocen el sistema tributario".

  "Todo aquel que tiene deudas con el fisco tiene que pagarlas ya que es la base fundamental de la justicia retributiva, sin impuestos no hay democracia", enfatizó el gobernador, al tiempo que subrayó: "No hablamos de incrementos tributarios, sí de justicia".

  En la línea de mejorar la recaudación sin aumentar impuestos, la nueva gestión en el área fiscal prevé trabajar en la simplificación de los trámites "para facilitar el cumplimiento voluntario". En esa línea se inscribe el estudio para desarrollar un sistema similar al monotributo nacional para el pago de impuestos provinciales por parte de los pequeños contribuyentes.

  También la articulación de la API con Catastro. "Vamos a respetar su autonomía pero vamos a introducir una gestión integral, si hablamos del impuesto inmobiliario, es inconcebible que si abrimos una oficina de API en ese mismo lugar no se puedan hacer trámites de Catastro".

  En otro orden, el gobernador Binner reclamó una reforma a la coparticipación federal porque "hay provincias que reciben el triple por habitante de lo que recibe Santa Fe y esto es una gran debilidad del sistema". l

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario