Economía

Duro informe de los auditores forenses sobre Vicentin

Los especialistas ratificaron en su trabajo final que la empresa ocultó pasivos. Millonario embargo a la cerealera Díaz & Forti

Sábado 19 de Junio de 2021

Los auditores forenses del concurso de Vicentin ratificaron su conclusión de que las dificultades financieras de la agroexportadora comenzaron mucho antes que la cesación oficial de pagos en diciembre de 2019. Y que la firma ocultó pasivos para que no figuraran en los estados contables.

El informe elaborado por la firma Deloitte y el estudio Arnaud Iribarne y asociados fue entregado recientemente al juez del concurso, Fabián Lorenzini. El trabajo de casi 300 páginas realiza un análisis muy crítico del manejo financiero de la conducción de Vicentin, el rol de las empresas vinculadas y el “ocultamiento” de pasivos en los balances de la empresa.

Los auditores insistieron, como en informes anteriores, en que que Vicentin evitó informar en sus estados contables deudas generadas por operaciones de compra de granos con precios a fijar en 2017 y 2018 , por un total de casi u$s 900 millones. De esa manera, en sintonía con los reportes de bancos extranjeros acreedores y de los análisis de los veedores del concurso, la sospecha firme es que la empresa ya tenía problemas desde al menos un año antes de entrar en default, pero lo ocultaba a través de “contabilidad creativa” para seguir tomando créditos. En este proceso, las empresas vinculadas en Uruguay y otros países eran parte de este entramado.

El juzgado federal 3 de Rosario embargó a Díaz & Forti por un monto total de u$s 3.121,2 millones El juzgado federal 3 de Rosario embargó a Díaz & Forti por un monto total de u$s 3.121,2 millones

El abogado Gustavo Feldman, impulsor de la causa penal que se tramita en Rosario para determinar si la agroexportadora estafó a sus acreedores, consideró que el informe final de los auditores es “contundente” sobre “los enjuagues de Vicentin y las andanzas de Roberto Gazze”, el armador financiero de la compañía. Subrayó, en ese sentido, el punto del informe en el que se da cuenta de un préstamo de la concursada a un mutuo vinculado al director.

Díaz y Forti

Por otro lado, el juzgado federal 3 de Rosario decidió el embargo de bienes de la empresa cerealera Díaz y Forti, como así también de sus dos principales accionistas, por un monto total de u$s 3.121,2 millones.

El embargo comprende a la cerealera Díaz & Forti SA y los accionistas Marcelo Darío De Vincentis y Luis Ariel Olio. Entre los bienes embargados figuran autos de lujos de las marcas BMW, Mercedez Benz y Porsche, como así también camionetas 4x4 y motos de alta gama.

La cerealera, que tuvo un crecimiento exponencial en los últimos años y que operaba en las plantas de Vicentin a partir de un contrato a fasón, fue denunciada por el Banco Central por no liquidar en el mercado único y libre de cambio u$s 450 millones aproximadamente. Las liquidaciones pendientes corresponde a 95 operaciones de exportación. El Ministerio de Agricultura sacó a la cerealera del Ruca.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario