Política

Aumenta la tensión en la primera línea del socialismo

Lifschitz y Fein fueron a un encuentro organizado por el diputado Estévez en Buenos Aires. Desde el entorno de Bonfatti dicen que no lo invitaron.

Miércoles 19 de Febrero de 2020

La actividad que realizó ayer en Buenos Aires el diputado nacional del Frente Progresista Enrique Estévez no sólo sirvió para debatir la agenda parlamentaria en el Congreso sino también envió un mensaje al Partido Socialista y a la alianza que gobernó Santa Fe hasta el 10 de diciembre.

    Es que el legislador nacional apareció flanqueado por el ex gobernador y actual presidente de la Cámara de Diputados de la provincia, Miguel Lifschitz, y por la ex intendenta de Rosario, Mónica Fein.

    No sólo eso: en la foto grupal que Estévez subió a Twitter se observan dirigentes de peso del PS y de la alianza entre socialistas y radicales, como el presidente del bloque del FPCyS en la Cámara baja provincial, Pablo Farías; el del bloque del PS, Joaquín Blanco; la concejala rosarina Verónica Irízar; el edil santafesino Paco Garibaldi; y el ex diputado nacional Juan Carlos Zabalza.

    Consultado por este diario Estévez intentó diluir la densidad política de la actividad, de la que también participó el ensayista Alejandro Katz. “Fue una reunión en el marco de la diputación nacional para armar agenda”, sostuvo.

    Lo cierto es que el gran ausente de la actividad realizada en la sede porteña del Centro de Estudios Municipales y Provinciales (Cemupro) fue el presidente a nivel nacional del PS, Antonio Bonfatti.

    Justamente, el ex gobernador protagonizó el sábado en el Centro Cultural Roberto Fontanarrosa un homenaje al padre de Estévez, Guillermo Estévez Boero, con motivo del 20 aniversario del fallecimiento del dirigente socialista.

    Además de Bonfatti, en esa oportunidad dieron el presente en la actividad de la corriente Bases Socialistas —referenciada en el ex diputado provincial Eduardo Di Pollina y la actual legisladora Claudia Balagué— otros dirigentes de primera línea de la alianza de centro-izquierda, como el intendente de Rosario, Pablo Javkin; las concejalas rosarinas Susana Rueda y Lorena Carbajal; el secretario de Salud Pública municipal, Leonardo Caruana, y el ex senador por Rosario Miguel Cappiello.

    Ahora, desde el entorno de Bonfatti dispararon: “Se juntan en Baires para hablar del futuro del partido, los nuevos liderazgos y sarasa y se “olvidan” de avisarle al presidente...”.

    Precisamente, ambas actividades se enmarcan en un proceso de reconfiguración del Frente Progresista, su perfil y sus liderazgos.

    Por caso, mientras Lifschitz combina un estricto bajo perfil con el control del bloque del FPCyS en Diputados y resiste la ley de necesidad pública, Javkin reclama su aprobación y sostiene que “Lifschitz claramente no es el líder excluyente del Frente Progresista”.

M.D

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario