Policiales

"Era un buen chico, siempre dispuesto a dar una mano", contó la madre de Sebastián Cejas

La mujer aseguró que su hijo tenía planes y "aparecieron cuatro asesinos y le quitaron la vida". El crimen ocurrió esta medianoche en Gaboto y Sarmiento.

Martes 22 de Septiembre de 2020

"¡Roben pero dejen con vida a la gente!", pidió Ana, la madre de Sebastián Cejas, quien fue asesinado de un disparo en medio de un intento de asalto mientras esperaba a su padre en la puerta de la guardia del Hospital Español.

Cejas fue asesinado en los primeros minutos de este martes cuando se encontraba a bordo de su automóvil esperando que su padre saliera del Hospital Español donde debía realizarse diálisis. Sebastián se encontraba con su madre cuando lo abordaron cuatro delincuentes que pretendieron robarle el auto, pero como se resistió le efectuaron un disparo en el pecho que terminó con su vida.

"Llevamos a mi marido a diálisis a las nueve y media porque nos habían cambiado el horario. Nos dijeron que teníamos que buscarlo a las doce y media. De un momento a otro, salieron cuatro flacos con gorritas, hechos unos locos y empezaron a pegarle al auto. Uno de ellos tiró un tiro y nos dijo que nos quedáramos quietos, mientras los otros tres se quedaron forcejeando con mi hijo", relató Ana al momento de reconstruir el instante del robo.

"¡Roben pero dejen con vida a la gente! ¡Me mataron a mi hijo, no puede ser!", lamentó, desconsolada.

>>Leer más: Asesinan de un balazo a un hombre para robarle el auto a metros del Hospital Español

Más allá del dolor de una madre por la pérdida de su hijo, Ana aseguró que su hijo estaba con planes para su vida, ya que estaba a punto de abrir un emprendimiento propio. "Estábamos lo más bien, él pensaba en sus planes y estos guachos asesinos le quitaron la vida", señaló la mujer, visiblemente compungida por el fatal desenlace.

sebastian cejas04.jpg

Sebastián trabajaba en un negocio de comidas ubicado en La Paz e Italia, donde hasta anoche había estado ayudando a acondicionar todo el lugar para trabajar bajo la modalidad de entrega al paso o por cadetería a raíz de la pandemia de coronavirus.

"Era un buen chico, amable y siempre estaba dispuesto a dar una mano sin pedir nada a cambio, siempre estaba dispuesto para trabajar”, dijo sin poder contener las lágrimas una de las dueñas del local gastronómico.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS