Aborto Legal

Por estar a favor del aborto, la "invitaron" a irse de la escuela

Milagros Peñalba denunció que tras su ponencia en el Senado de la Nación fue perseguida por directores del establecimiento.

Sábado 28 de Julio de 2018

Milagros Peñalba, la estudiante de cuarto año del secundario que sorprendió por su exposición en el plenario por el aborto legal el miércoles pasado en el Senado, vive en Salta con su familia e integra la Coordinadora de Estudiantes local, y sufrió las consecuencias de su ponencia ante los senadores. Según denunciaron desde su familia, fue "invitada" recientemente por los directivos de su escuela a "dejar el establecimiento" por su militancia a favor del aborto.

Peñalba figuró entre los 16 expositores que estuvieron en la sala Arturo Illia de la Cámara Alta de la Nación, en las reuniones plenarias que los legisladores concertaron antes de votar el proyecto de legalización del aborto el próximo 8 de agosto.

Ella, junto con sus compañeros de Salta, se ocupó de participar en el debate del plenario de comisiones que se celebra en el Congreso Nacional.

"Me hubiese encantado que los senadores me inviten, pero llegué gracias a nuestro movimiento y con ayuda de compañeros de Capital", se sinceró la joven de 16 años en declaraciones periodísticas desde su Salta natal.

La organización de su discurso y el contacto con el Senado fue a través de organizadores de centros de estudiantes de Buenos Aires y del Centro de Estudios Legales y Sociales (Cels).

"Quiero denunciar a los que fuerzan a las niñas y mujeres a gestar y maternar, al Estado y a esta Iglesia tan cínicamente presente. En fin, a los que tienen el poder en mi provincia", dijo valientemente la adolescente cuando participó en el Senado el miércoles por la tarde. En la sala había invitados, asesores, legisladores y médicos convocados al respecto.

El tono de su discurso, su contenido y la imagen era transmitida por todas las señales de televisión y sus palabras reproducidas por los medios nacionales causaron amplio impacto.

Cuando se dio cuenta de la repercusión que habían causado sus palabras, se sorprendió.

Su sinceridad en el estrado no le resultó gratuita. Al regresar de sus vacaciones de invierno no volverá al colegio público al que asistía. Debido a sus dichos públicos, sus padres están tramitando su pase a otra escuela.

Según relató la joven, le impusieron múltiples sanciones y le hicieron una "invitación a retirarse" definitivamente del establecimiento.

"Hay muchas persecuciones, sanciones contra mí y otros compañeros. Los directores y preceptores me tratan muy mal", dice Milagros con preocupación. Este caso no sería el único. Hace más de un mes, el referente de la Coordinadora de Estudiantes Salteños por el Aborto Legal (Cesal), Enzo Veleizán, indicó en declaraciones periodísticas que alumnos de instituciones educativas de Salta estaban siendo amenazados con expulsiones por manifestarse a favor de la legalización del aborto.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});