INFORMACION GENERAL

En Resistencia iban a cremar una mujer pero minutos antes abrió los ojos

Una clínica chaqueña le entregó el cuerpo y el certificado de defunción a la hija de la supuesta fallecida, pero en la sala crematoria su progenitora se despertó y evitó así una fatalidad

Martes 26 de Enero de 2021

No es la primera historia real que gira en torno al supuesto fallecimiento de una persona y que en pleno velatorio abre los ojos contradiciendo lo que se preveía. Pero más allá de los antecedentes, lo que sucedió en Resistencia sacudió a la sociedad de la capital chaqueña por sus ribetes terroríficos y tras proyectar lo que hubiese pasado de no ocurrir el imprevisto.

A una señora la dieron por muerta en una clínica de Resistencia y por tal motivo le entregaron a su hija el certificado de defunción correspondiente, y tras el velatorio y minutos antes de cumplir con el deseo de cremación de la señora, la hipotéticamente muerta abrió los ojos ante la mirada azorada de los presentes.

De acuerdo al testimonio de un efectivo policial, "la chica se aproximó para el último adiós y vio que su madre abría los ojos", aseguró Franco Duarte.

La imagen se emparentó con una escena de una película disparatada, pero luego la hija de la señora que estuvo a punto de ser cremada le envió a su familia un audio de WhatsApp en el que transmitió la particularidad de lo que estaba viviendo: "Yo sé que vos vas a querer hablar conmigo pero ahora en este momento solo quería avisarte que mamá esta con vida. Al final estábamos en la sala crematoria y la vimos con sus signos vitales. Ahora vamos para la clínica”.

Las particularidades del caso trascendieron en detalle porque la hija ni bien constató que su mamá estaba viva notificó a las autoridades sanitarias y policiales, por lo que la señora fue internada nuevamente de urgencia, nosocomio en el que es asistida porque continúa en un estado muy delicado.

La paciente había sido internada originalmente el pasado sábado con el diagnóstico de una falla en el sistema biliar, y el domingo le avisaron a su hija desde el Sanatorio de La Sagrada Familia de Resistencia que había muerto.

Junto a la entrega del cuerpo de su mamá, le entregaron el certificado de defunción, en el que luego comprobó que le faltaban datos claves, como la hora y el motivo de la aparente causa del fallecimiento.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS