Violencia de género

Apresaron a un presunto femicida mientras que otro sigue prófugo

El fisicoculturista Samuel Llanos fue detenido en Luján tras un crimen en Los Toldos. El barbero venezolano Rangel Moyeton escapó en Capital Federal

Martes 20 de Abril de 2021

Un fisicoculturista sospechado de un femicidio en la ciudad bonaerense de Los Toldos fue detenido este martes tras escapar de la misma el domingo, mientras que un barbero venezolano acusado de otro crimen de género perpetrado el fin de semana permanecía hasta anoche prófugo.

  El fisicoculturista Samuel Llanos, de 40 años, estaba siendo buscado por el femicidio de su pareja, Analía Maldonado, también de 40, cuyo cadáver embolsado y carbonizado apareció en un camino rural de Los Toldos, ciudad de 15 mil habitantes ubicada en el corredor productivo noroeste bonaerense, cercana a Junín.

  El hombre, por la tarde, fue encontrado en Luján, unos 225 kilómetros al oeste.

  En tanto, el barbero José Antonio Rangel Moyeton, de 28 años, es el principal sospechoso del femicidio de su pareja, Mayerling Mariana Blanco Bravo, de 25, también venezolana, quien fue asesinada de unas 30 puñaladas con una cuchilla, el domingo en un departamento del barrio porteño de Flores donde ambos convivían. Mayerling Mariana, de profesión esteticista, tenía con Rangel Moyeton un hijo de tres años que fue testigo del crimen según aseguraron fuentes policiales.

Detención

Samuel Llanos fue apresado en un hotel de Luján, donde estaba hospedado desde el lunes. En el garage del Hotel Victoria los policías también encontraron el Nissan Tiida blanco con el que Llanos había sido visto por los vecinos —y también captado por las cámaras de seguridad— abandonando Los Toldos.

  Los investigadores confirmaron que primero se registró en otro hotel de Luján, ubicado sobre la ruta 192. Allí lo fue a buscar la Policía este martes, pero ya se había ido. Se hospedó allí entre las 19 del lunes y las 8 del martes.

  Fuentes del caso señalaron a Télam que en las últimas horas se recibió un llamado al 911 en el que una persona aseguraba que el sospechoso se hallaba en el Hotel Victoria, por lo que personal de la comisaría 1º de Luján se dirigió al lugar.

77366660.jpeg.thumb.jpg

  Dos policías ingresaron al hotel y preguntaron por Llanos. Los encargados del lugar confirmaron que se hallaba allí. Cuando lo encontraron estaba vestido con una remera oscura, jogging y zapatillas. Quedó alojado en la comisaría 1º de ese distrito, a la espera de ser trasladado a Junín, para quedar a disposición del fiscal José Alvite Galante, quien investiga el femicidio de Maldonado y había requerido su detención.

  La relación de Llanos con Analía Maldonado había empezado hace menos de un año. Él, dueño de un gimnasio, y ella, peluquera, se fueron a vivir juntos a una casa de Los Toldos.

S67ANSK2GZAVZK6EWLFUDJVIOI.jpg

Ella enseguida comenzó a entrenar; decía: “Me quiero poner linda para él”, recordaron algunas de sus clientas de la peluquería que, últimamente, la empezaron a ver angustiada.

  Las amigas de Analía, preocupadas, conocían los antecedentes de violencia de Llanos, quien tuvo denuncias penales por lesiones leves, violencia familiar y abuso sexual.

  El intendente del partido de General Viamonte —cabecera Los Toldos—, Franco Flexas, declaró que además de las denuncias de una expareja, en 2017 Llanos fue dado de baja en su trabajo como inspector de tránsito municipal —para el que había sido contratado en 2013—, debido a que vecinos denunciaron malos tratos y porque había tenido episodios de violencia con su padre y con un hijo.

Fue denunciado en los años 2010, 2012, 2016 y 2017. En marzo de 2017 fue acusado de abusar sexualmente de una mujer en un hecho investigado por la UFI 6 de Junín.

Pareja venezolana

El crimen de Mayerling Mariana Blanco Bravo sucedió el domingo cerca de las 19.30 en un departamento de la planta baja del barrio porteño de Flores donde vivía con Rangel Moyeton y el hijo de ambos.

   Fuentes policiales indicaron a Télam que el domingo personal de la Comisaría Vecinal 7C fue alertado sobre la presencia de mujer herida de arma blanca.

   Al arribar al lugar, los policías se entrevistaron con una mujer de nacionalidad venezolana, hermana del ahora prófugo, quien contó que al llegar al departamento se cruzó con su hermano, quien se retiraba junto a su hijo. Y que éste le contó que se iba porque había mantenido una discusión con su pareja. Y que su sobrino de tres años le alcanzó a decir que su papá había acuchillado a su mamá.

2021-04-20 peluquero venezolano.jpg

   Voceros judiciales indicaron que Rangel había preparado un bolso para escapar, y sus propios familiares que viven en Buenos Aires le dijeron a la policía que tenía problemas de adicción a las drogas.

   De acuerdo a los testimonios recopilados, la pareja había comenzado a convivir hace seis años en Venezuela, pero hace tres que llegó a Buenos Aires porque Rangel tenía acá familiares y comenzó a trabajar de barbero.

607ef5e52857f_800x450.jpg

   Siempre según esos testimonios, la pareja estaba atravesando un momento de crisis y la víctima analizaba la posibilidad de separarse.

   Manuel Bravo, hermano de Mayerling, aseguró al portal esreviral.com que Rangel “la amenazaba que la mataría si lo dejaba” y que no les decía si él le pegaba “pero sí que la amenazaba”.

Amigas de Mayerling

Amigas y compañeras de trabajo de Mayerling, quien era esteticista, colocaron ayer un cartel en un spa porteño donde la víctima trabajaba. “Cerrado por femicidio”, se leía en el cartel estampado en el Ámbar Spa.

  Mientras, en la cuenta de Instagram del centro de estética fue escrito un posteo: “Hoy, con todo el dolor del mundo, nos toca contar esta historia bien de cerca. Hoy, para nosotras, algo TERRIBLE deja de ser algo que sólo vemos en la tele. El equipo de Ámbar Spa está destrozado, con el alma y el corazón partido en mil pedazos”, reza el texto que culmina con un #Niunamenos.

mayerling-mariana-blanco-bravo-25___U01GHzjeC_1256x620__1.jpg

  Y sigue: “Nuestra adorada esteticista Mariana Bravo, de 25 años de edad, fue asesinada por su pareja José Antonio Rangel Moyo, delante de su hijo de 3 años, y no sé por qué no nos sorprende decir que el asesino y también padre de su hijo está prófugo!”.

  Rangel Moyeton solía trabajar en una barbería de Recoleta de la que lo despidieron.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario