Policiales

Cuestionan el pedido de salidas transitorias para el condenado por el crimen del arquitecto Procopio

El periodista Pablo Procopio mostró su malestar por la apelación de la defensa del único condenado, quien pidió flexibilizar al máximo ese beneficio penal.

Miércoles 03 de Febrero de 2021

El periodista Pablo Procopio expresó su malestar y desamparo para con la Justicia de Rosario al enterarse de que el único condenado por la muerte de su hermano, el arquitecto Sandro Procopio, apeló una resolución judicial para flexibilizar al máximo sus salidas transitorias tras ser condenado en 2018 a 9 años de prisión mediante un procedimiento abreviado.

El reclamo del periodista de La Capital recayó sobre la Justicia a partir del pedido elevado por la defensa de Matías Ezequiel Cofano, de 34 años, quien fue encontrado autor penalmente responsable del delito de homicidio agravado por el uso de arma de fuego en calidad de partícipe secundario, robo calificado por el uso de arma de fuego, ambos en carácter de coautor en el crimen de su hermano Sandro, perpetrado en Cerrito y Constitución el 24 de agosto de 2015. Sin embargo, un tribunal de alzada entendió que Cofano prestó una colaboración secundaria en ese homicidio.

"A mi hermano lo mataron hace 5 años y medio, para robarle. Le arrancaron la vida. Hoy tuve que soportar cómo, instado por su defensora, un detenido, partícipe clave, apeló una resolución judicial con el objetivo de flexibilizar al máximo sus salidas transitorias", exclamó el periodista, a través de su cuenta de Twitter, sobre el pedido de morigeración de salidas transitorias que pidió el condenado.

Embed

En ese sentido, cuestionó el accionar de la Justicia al asegurar que "no tiene en cuenta el contexto, su participación en el delito y ni siquiera si el malviviente colaboró en el esclarecimiento. En este caso, jamás dijo una palabra sobre sus acompañantes en las salidas a robar y matar. Tiene un pacto de silencio con esos cómplices".

Visiblemente conmovido y decepcionado, Procopio se preguntó: "¿Por qué personas de bien, como mi familia y yo, debemos tolerar este sistema judicial? Someternos a las posibilidades infinitas que tiene un delincuente peligroso para ser liberado antes y fácilmente. En la mayoría de estos casos, se escapan, regresan al submundo del hampa".

El periodista completó: "Y nadie los busca. Algunos hablan de revictimización. Los invito a pensar desde el lugar de los deudos, de quienes no tuvimos justicia y seguimos aguantando en nuestras débiles espaldas cada vez más irracionalidad, dolor y cachetazos lacerantes de parte de un Estado ausente".

La secuencia del crimen

La tarde del 24 de agosto de 2015, Sandro Procopio se dirigía a una obra en construcción que estaba a su cargo cuando fue abordado por dos hombres en Cerrito y Constitución, donde lo amenazaron con un revólver calibre 38 y le sacaron un celular Nokia Asha. Tras un forcejeo, Procopio fue golpeado, recibió culatazos en la nuca y en la cabeza, y finalmente le propinaron el disparo fatal.

A partir del caso de Procopio, otros dos hechos fueron evaluados en el juicio abreviado. El 4 de enero de 2015 Cisneros y Cofano simularon ser clientes en un minimercado de Funes y encerraron a los propietarios para robar dinero en efectivo, dos cartones de cigarrillos, dos botellas de fernet y dos celulares.

En tanto, el 16 de diciembre, Cofano junto a Jonatan Ezequiel Illanes y el prófugo Enzo Santiago Ayala asaltaron un vivero en el kilómetro 289 de la ruta provincial 21, en jurisdicción de Alvear; lo amenazaron con un arma de fuego al dueño, lo golpearon, le aplicaron descargas eléctricas con una picana y lo encerraron en el baño. Pero cuando escapaban con el botín en una Fiat Ducatto blanca fueron detenidos por la Policía, que sospechó de su actitud.

Finalmente, una filmación y el auto utilizado en el crimen de Procopio vinculó a los acusados con el hecho.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS