Policiales

Camionero que baleó a un supuesto ladrón quedó en libertad

Por un acuerdo entre la Fiscalía y la defensa, el chofer mendocino fue acusado de tentativa de homicidio y portación de armas. La víctima está grave

Viernes 03 de Noviembre de 2017

En una audiencia imputativa llevada a cabo ayer a la tarde, el juez Héctor Nuñez Cartelle refrendó un acuerdo previo entre la defensa y la Fiscalía por el cual el camionero Mario A., de 57 años y oriundo de Mendoza, obtuvo su libertad y deberá fijar su residencia en Rosario por los próximos 30 días además de caucionar una fianza de 40 mil pesos. El delito por el que se lo imputó es tentativa de homicidio y portación de armas, un episodio registrado la tarde del martes cuando el chofer resistió una tentativa de robo por parte de dos personas y como defensa ante la agresión desenfundó su pistola Glock calibre 40 y disparó sobre uno de los presuntos ladrones, Jorge Damián C., de 27 años, quien anoche seguía en grave estado.

En defensa

El martes, aproximadamente a las 19.15, Mario Enrique A. estacionó su Fiat Iveco blanco en Presidente Perón y colectora de Circunvalación a la espera de realizar un trámite. Entonces dos desconocidos llegaron desde atrás a bordo de una moto y se detuvieron a la altura de su ventanilla, uno le mostró un arma y el otro, según contó Mario, lo amenazó y le dijo que si no abría la puerta lo "quemaba". Cuando el chofer se vio amenazado sacó la Glock calibre 40 y disparó hiriendo a Jorge Damián C. con un tiro que ingresó por la espalda y se alojó en el abdomen del presunto ladrón. El otro hombre salió a las corridas del lugar dejando al herido "en un charco de sangre", según dijo un testigo a LaCapital.

En ese marco se llegó ayer a la audiencia imputativa. Mario A. fue alojado en la seccional 32ª y Jorge Damián C. está internado en terapia intensiva del Hospital de Emergencias Clemente Alvarez. El caso lo investiga el fiscal Ademar Bianchini y la defensa del camionero estuvo a cargo del abogado Ignacio Carbone.

La audiencia demoró más en comenzar que en finalizar. Estaba pautada para las 17 y comenzó a las 18. Bianchini enumeró las evidencias del caso pero no dio detalles de los hechos, en tanto Carbone destacó el acuerdo por el cual las partes plantearon ante el juez Núñez Cartelle el acuerdo al cual habían llegado. "Lo que ofrece esta defensa es que el imputado resida en Rosario por 30 días, ya que al no ser vecino de esta ciudad se puede plantear un incidente de fuga. Además se depositó ya una fianza de 40 mil pesos".

Ante ésto el juez pidió conocer los argumentos por los cuales el fiscal estaba de acuerdo y Bianchini expuso que, "más allá de que haya podido existir una tentativa de robo, la pena en expectativa es baja atendiendo la falta de antecedentes del imputado" y realizó consideraciones sobre el hecho sucedido.

Luego de aclaradas sus dudas el juez expresó que "ésto hace inferir que la imputación pudo motivarse en un hecho de robo, pero dados los elementos de prueba y los hechos de un acuerdo previo corresponde otorgar la libertad con modalidades restrictivas". Al escuchar al juez los hijos de Mario A., que llegaron desde Mendoza y estaban en la sala, respiraron con alivio.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario