Policiales

Apresaron a "Ema Pimpi" Sandoval por una doble tentativa de homicidio

Estaba en un departamento del Gran Rosario junto a su novia. Le achacan un tiroteo ocurrido en junio pasado y por el cual ya fue imputado su hermano Lucas

Domingo 04 de Marzo de 2018

Emanuel "Ema Pimpi" Sandoval, el único condenado por el atentado a balazos perpetrado en octubre de 2013 contra la casa del ex gobernador Antonio Bonfatti, volverá mañana a los Tribunales provinciales para ser imputado tras ser detenido por efectivos de la Tropa de Operaciones Especiales (TOE) el viernes en un departamento de alquiler temporario de Fray Luis Beltrán. "Ema Pimpi", un reconocido tira tiros de la zona noroeste de la ciudad al que se le atribuye tener cierto vínculo con el comercio de estupefacientes, tiene 28 años y era buscado por pedido del fiscal de la Unidad de Homicidios Adrián Spelta en una investigación por una doble tentativa de homicidios ocurrida en junio pasado. Por esa pesquisa, el pasado 2 de febrero fue detenido uno de sus hermanos, Lucas Matías, a quien ya se imputó por ese hecho y la jueza Mónica Lamperti le dictó prisión preventiva por el plazo de ley (un máximo de dos años).

   En diciembre de 2015 "Ema Pimpi" acordó en un proceso abreviado una condena a 3 años y 3 meses como "instigador y organizador" del ataque contra la casa del ex gobernador Bonfatti. En febrero de 2016, tras cumplir parte de la sentencia en las cárceles de Coronda y Piñero terminó la pena bajo arresto domiciliario y luego quedó en libertad.

Disputa por drogas

El hecho por el cual la Justicia buscaba a "Ema Pimpi" ocurrió el 27 de junio pasado. Según planteó el fiscal Miguel Moreno (en reemplazo de Spelta) al acusar a Lucas Sandoval, aquella madrugada los primos Juan y Marcos M., ambos de 18 años, fueron a comprar drogas con un tercer hombre a un búnker que se levante en las inmediaciones de Cavia y Gallardo, en la zona noroeste de Rosario.

   Al marcharse, los compradores se dieron cuenta de que no les habían dado lo pactado en la operación y regresaron enojados a protestar. Los soldaditos , entonces, se la hicieron corta. Les dijeron que si continuaban protestando iban a buscar a los Sandoval para ajustar las cuentas.

   Los tres clientes se retiraron ofuscados hasta la esquina, por donde minutos más tarde pasaron una moto Honda Tornado con dos ocupantes y un Peugeot 307 con otros cuatro muchachos que descargaron sobre ellos los cargadores de pistolas 9 milímetros.

   Los primos fueron heridos y trasladados por efectivos del Comando Radioeléctrico hasta el Hospital Eva Perón de Granadero Baigorria. Juan fue alcanzado por proyectiles en las piernas; Marcos había recibido un disparo en el lado izquierdo del tórax y revistió mayor gravedad aunque salvó su vida. El tercero en cuestión resultó ileso.

   Las víctimas sindicaron a Lucas Sandoval y a su hermano "Ema Pimpi" como los gatilleros que los hirieron. Un día después del ataque las viviendas de los hermanos Sandoval fueron allanadas por agentes de la Policía de Investigaciones (PDI). En los operativos se requisó un domicilio donde se hallaron 87 envoltorios con cocaína, material de estiramiento, dinero en efectivo, precintos plásticos de color rojo, una libreta con anotaciones, cartuchos calibres 14, dos cartucheras para guardar pistolas, un pasamontañas, seis teléfonos celulares y seis tarjetas de memoria. Ese día tres personas quedaron detenidas a disposición de la Justicia Federal.

Buscado

Cuando el viernes 2 de febrero Lucas Matías Sandoval fue detenido por efectivos de la TOE, estaba cantado que el próximo preso en la familia sería "Ema Pimpi". Este muchacho de 28 años, sindicado como un peligroso tira tiros en defensa de sus negocios e interéses en la zona noroeste de la ciudad, se hizo célebre en el mundo del hampa cuando la noche del 11 de octubre de 2013 la casa particular del entonces gobernador Bonfatti fue atacada a tiros, en Darragueira y Gallo, en el barrio La Florida.

   Bonfatti estaba con su esposa y una empleada cuando la vivienda fue acribillada a balazos por hombres que pasaron en moto a toda velocidad y muchos de los proyectiles atravesaron las aberturas sin herir a nadie. Si bien hubo cinco detenidos por el ataque, la entonces jueza de Instrucción Alejandra Rodenas procesó finalmente a dos de ellos: a "Ema Pimpi" Sandoval, por amenazas agravadas por el uso de arma de fuego y anonimato, abuso de arma y daño calificado; y al policía Pablo Espíndola, quien en junio de 2017 recibió una pena a 6 años de prisión por encubrimiento agravado por ánimo de lucro y por tratarse de un funcionario público, tentativa de robo calificado por el uso de arma de fuego, portación de arma de guerra y uso de documento público falso.

   "Ema Pimpi" permaneció dos años y cuatro meses detenido y en diciembre de 2014 obtuvo una morigeración de la prisión preventiva por lo que tenía arresto domiciliario. En noviembre de 2015 Bonfatti, quien era querellante en la causa, desestimó promover la acusación penal contra Sandoval y un mes más tarde "Ema Pimpi" aceptó hacerse cargo como "organizador e instigador" del ataque.

   El juez Ismael Manfrín homologó el acuerdo y unificó en la condena a tres años y medio otra sentencia que pesaba contra Sandoval por un ataque a tiros (abuso de armas y lesiones) cometido en perjuicio de Gustavo Insaurralde el 28 de octubre de 2011, a quien según trascendió de la pesquisa antes de atacar le habría dicho: "A vos te ando buscando, dame la plata de los helados", lo que lo vincularía a un negocio impago por estupefacientes.

De casa en casa 

Oficialmente se precisó ayer que la TOE tenían bajo la lupa las locaciones en las que se movía "Ema Pimpi" desde hace alrededor de dos semanas. Sandoval no dormía más de dos noches en el mismo lugar. La División de Investigaciones Criminales de la TOE comenzó un seguimiento con escuchas que el viernes determinaron que Sandoval estaba alojado en un departamento de alquiler temporario de la localidad de Fray Luis Beltrán.

   Pasadas las 22 del viernes un equipo táctico irrumpió en el lugar y lo detuvo. "Ema Pimpi" estaba junto a su novia de 20 años y un hombre de 27. En el lugar se incautaron celulares y un auto. La novia y el muchacho que acompañaban a Sandoval quedaron en libertad.

   "Ema Pimpi" será imputado por el fiscal Spelta por la doble tentativa de homicidio contra los primos mañana en audiencia oral y pública. Será representado por los abogados Fausto Yrure, Adrián Martínez y Bárbara Reynoso. Allegados a Sandoval indicaron que el joven no tiene otros requerimientos de la Justicia.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario