Ovación

"Me equivoqué y la estoy pasando muy mal"

El delantero habló de todo lo que generó el incidente de tránsito en el que dio positivo un control de alcoholemia. Arrepentido, pidió perdón y dijo que no baja los brazos

Sábado 06 de Abril de 2019

El tono de la voz es monocorde. La seriedad no se le borra durante ningún momento de la charla. Medido en las palabras, Francisco Fydriszewski atraviesa una etapa difícil de su vida desde que le dio positivo un control de alcoholemia. En la entrevista que mantuvo con Ovación habló de ese incidente como un "error", sin meterse en profundidad sobre lo ocurrido en la madrugada del viernes 22 de marzo. Por ese hecho se le abrió una causa, a la espera de que se le conceda una probation cumpliendo tareas comunitarias. Aparte Newell's lo multó, reteniéndole un mes de sueldo e impidiéndole jugar durante ese mismo tiempo. Todo eso lo golpeó. "La estoy pasando muy mal", fue una de las pocas frases con las que describió su estado de ánimo. Prefirió admitir que se equivocó y pedirles "perdón al club y a los hinchas".

¿Cómo pasaste estas dos semanas?

Obviamente fueron muy difíciles. La estoy pasando muy mal y asumo el error. Entiendo que el club me haya sancionado. Estoy dolido y arrepentido por lo que hice. Me equivoqué, pero de esto también se aprende. Hay que hacerle frente a todo esto, con la frente en alto. Tengo a mi nena, por quien seguir luchando día a día. Me levanto todos los días para ir a entrenar pensando en ella.

¿Qué es lo que más te afectó de todo esto?

Que se manchó la imagen del club y mi propia imagen. No soy todo eso que dijeron de mí en un montón de lados. En varios medios dijeron cosas de mí que no eran ciertas. Hablaban "del delantero de Newell's" y así se manchó a la institución. Me dolió muchísimo, pero me tengo que hacer cargo.

¿Pudiste aislarte de la repercusión que se generó?

En los primeros días me metía a todos lados y leía lo que se escribía de mí. También mis amigos me mandaban lo que se publicaba. Pero no me afecta ni repercute lo que se dice de mí, porque soy consciente de que me equivoqué y estoy pagando las consecuencias.

¿En quién te apoyaste para transitar este momento?

Mi nena, mi mujer, mis viejos, mi hermano. En las malas es cuando te das cuenta quiénes son los que siempre están a tu lado. Son muy pocos los que estuvieron desde un primer momento conmigo.

El club te sancionó y no vas a cobrar durante un mes ni tampoco jugar en un principio durante ese mismo tiempo, ¿te había sucedido algo parecido?

No. Es la primera vez. Y será la última.

¿Esperabas esta sanción?

Me equivoqué y esperaba la sanción. El club tiene el derecho de ponerme la sanción que considera justa. Me sancionaron duro y tengo que bancarlo. Estaba dispuesto a aguantar cualquier cosa.

Todo esto te pasó justo en el momento en que habías tenido mayores posibilidades de jugar desde que volviste al club a mitad del año pasado.

Había terminado bien el torneo el año pasado. Y Héctor (Bidoglio) me dio la chance de jugar de titular contra Boca este año, pero tuve la mala suerte de lesionarme. Después no pude jugar ni tres partidos seguidos, por decisión del entrenador y también por cuestiones futbolísticas mías. Soy autocrítico y entiendo que no estaba rindiendo. Lo que pasó no me afecta para nada en lo futbolístico. También quiero aclarar que no tuve problemas familiares, como se dijo.

Bidoglio planteó eso en una conferencia de prensa.

Tengo problemas familiares, como cualquiera. Pero no tienen nada que ver con lo que hice, de lo que me hago responsable.
El hincha recién empezó a conocer de lo que eras capaz en los dos últimos partidos de 2018, ¿pensabas que este año podía ser bien diferente a lo que termina siendo, consolidándote de titular en el ataque?
Siempre soñé con jugar con esta camiseta. Lo hice en infantiles, en inferiores. Por eso también renové (hasta junio de 2020, con opción de 6 meses más), porque soñaba con ser el nueve titular. No se me dio, principalmente por cuestiones futbolísticas y en menor medida por lo que sucedió ahora.
¿Estabas convencido de que podías jugar más?
La confianza y la continuidad son lo que necesita un delantero cuando viene de una lesión muy larga (rotura de ligamento cruzado anterior, en el fútbol español) como me había pasado a mí. Contra San Martín de Tucumán fue el primer partido que jugué 90' después de un año. Después tuve la mala suerte de lesionarme contra Boca en el primer partido del año y otra vez a remarla de abajo. Siempre la continuidad es fundamental para un futbolista.
¿Este incidente te puede dejar marcado en el ambiente del fútbol?
El jugador de fútbol está más destinado a los malos momentos que a los buenos. Los buenos te los recuerdan muy poco, y duran poco. Y los malos te los recuerdan muchísmo. Pero estamos dispuestos a todo. Hay que bancársela.
Es todo muy reciente, ¿imaginás igual cuál será tu futuro inmediato?
Pienso sólo en el presente, en entrenar. La sanción ya está, no puedo jugar. Tengo que prepararme para lo que venga. Hay que seguir laburando. No veo otra manera para salir adelante de esto. Mis ganas de seguir en Newell's están, pero no soy yo quien lo decide.
El hincha está preocupado por la situación del equipo y no le cayó nada bien lo que sucedió, ¿se puede revertir esa imagen que se hizo de vos?
Tengo ganas de revertir la situación, de volver a jugar. Sé que si juego, no tengo margen de error. Hoy estoy a la deriva, viendo qué va a pasar con mi futuro. Aprovecho y pido perdón al club, a los hinchas, dirigentes y cuerpo técnico. A mis compañeros ya se los pedí personalmente. Fue un error que cometí y lo asumo con total responsabilidad.
Las ganas de jugar te deben desbordar, para tomarte revancha dentro de la cancha.
Uno responde adentro de la cancha, de otra manera no se puede después de lo ocurrido. Las ganas que tengo son tremendas.
Tenés contrato hasta junio de 2020. ¿Pero considerás que la comisión directiva piense en tu salida y te negocie ahora?
No tengo idea de qué pasará con futuro. Mi preocupación pasa por el presente, por poder entrenar y ponerme bien físicamente, porque no entrené con pelota en estas dos semanas, sólo hice físico, corriendo y en el gimnasio.
Esta es tu segunda etapa en Newell's, donde te formaste, pero en ambos ciclos no tuviste muchas oportunidades.
Las ganas de jugar con la camiseta de Newell's son tremendas, pero siempre asumí cuál es mi responsabilidad y entiendo que el futbolista que no juega es por sí mismo, porque no rinde en los entrenamientos. Si bien puede ser que dependa del gusto de un técnico, no hay que echarle la culpa a él. Es el jugador el que se defiende a sí mismo adentro de la cancha y en los entrenamientos.
Espera por la probation
Fydriszewski pidió una probation por el incidente de tránsito y espera que el juez se la otorgue. El atacante solicitó cumplir tareas comunitarias en el club Defensores de Santa Catalina, de Capitán Bermúdez, donde jugó de chico. También está dispuesto a entregar pelotas y otros elementos para la práctica de fútbol. Fydriszewski fue interceptado por el Comando Radioeléctrico en Baigorria y, según información oficial, quedó demorado por su estado de ebriedad. El control de alcoholemia le dio 1,25. El máximo es 0,50.
Volvió y jugó 7 partidos
El único futbolista que retornó al club a mitad de 2018, luego de haber sido cedido a préstamo, y permaneció en el plantel fue Fydriszewski. Jugó 7 partidos, de los cuales fue titular en 4, todos con Héctor Bidoglio: Patronato (1-0), San Martín de Tucumán (3-0), el día que anotó dos goles, Boca (1-1) y River (2-4). De Felippe, que dio el visto bueno para que se quede, lo metió en el segundo tiempo de la victoria ante Argentinos (2-0). La lepra jugó con un equipo alternativo. El Polaco anotó el segundo gol.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});