Opinión

Imágenes del novecientos

Sábado 19 de Enero de 2008

El 21 de mayo de 1903, en Buenos Aires, la inauguración de la Fuente de las Nereidas, obra de la escultora tucumana Lola Mora, levantó un gran revuelo entre sus contemporáneos. Las figuras desnudas de las hijas del dios Nereo y la de la Venus entronizada en una valva fueron consideradas inmorales en una sociedad caracterizada por su mojigatería. En esta ilustración de la época, a la pregunta del santurrón de la izquierda de porqué puso mujeres desnudas, Dolores responde con desdén: “Porque no me alcanzó la plata para vestirlas”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario