La ciudad

Taxistas en crisis: pocos pasajeros y costos en alza

El último aumento de la tarifa fue en noviembre y aseguran que no les alcanzó para enfrentar la difícil coyuntura que atraviesan.

Martes 19 de Febrero de 2019

Los taxistas están más que preocupados por la poca demanda del servicio, pero aún así están evaluando un aumento de tarifas porque sostienen que no llegan a cubrir los costos.

El último ajuste fue en noviembre y planean otro desdoblado que se aplicaría en abril y en octubre.

El titular de la Asociación de Titulares de Taxis Independientes (Atti), Mario Cesca, no aventuró de cuánto sería el porcentaje de aumento, pero explicó que van a esperar al cierre de las negociaciones paritarias de los gremios más importantes, mientras que la Municipalidad realiza el estudio de costos y actualiza los valores del sistema.

"No podemos pensar en un ajuste si no vemos en cuánto podrían aumentar los salarios, por eso vamos a esperar al cierre de paritarias", apuntó Cesca.

"Nosotros vamos a hacer un promedio entre el gremio que cierre más alto y el más bajo. Recién ahí podremos decidir cuánto pediremos de aumento. Igualmente tendremos en cuenta el estudio de costos que realizará el Ente de la Movilidad, que ya lo solicitamos porque eso lleva su tiempo", explicó el titular de Atti y adelantó que no cree que el porcentaje se defina hasta marzo.

"El tema es simple. Si a la gente no le aumentan el sueldo, no van a tomar taxis", confesó.

Los taxistas están preocupados por cómo bajó la demanda. Según Cesca, en abril del año pasado, cuando se disparó el dólar, la demanda "cayó en un 50 por ciento". Junto con esto, el aumento del combustible pegó fuerte en el sector que todavía hoy no ha podido acomodar las tarifas.

Un ejemplo gráfico de cómo bajó la demanda es la postal de Sarmiento y Córdoba, una esquina donde solía armarse una fila de pasajeros aguardando un taxi. Hoy la realidad es otra. Lo que se ve es una larga cola de taxistas que llega hasta la mitad de Sarmiento, y ningún pasajero aguardando.

"Para que el negocio sea rentable tenemos que hacer al menos tres viajes por hora, y hoy por hoy un coche puede estar parado durante una hora de reloj y cargar a un solo pasajero", confesó Cesca preocupado.

Aún así, argumentó que el costo del GNC aumentó proporcionalmente más que las naftas, sin contar con los demás insumos que necesita un taxi para estar en la calle.

"Necesitamos que el Ente de la Movilidad encare rápidamente el estudio técnico de los costos (el último cerró en mayo de 2018) para saber en cuánto estamos atrasados con la tarifa y recién después tendremos que discutir en el Concejo en cuánto sería el aumento", abundó Cesca.

En tanto, el referente de la Cámara de Titulares de Taxis de Rosario (Catiltar), Marcelo Díaz, había dicho el mes pasado a este diario que "el ajuste que se acordó (el año pasado) con el Concejo dejó una tarifa un 25 por ciento atrasada. A ese desfasaje hay que sumarle los aumentos que tuvimos en el segundo semestre, cuando se aceleró la inflación", precisó y calculó que hoy podría estar en un 50 por ciento.

Aumentos

El último aumento de taxis se aprobó en octubre del año pasado cuando el Concejo convalidó un incremento del 11 por ciento según lo que había acordado la comisión de Servicios Públicos.

A partir de ese último aumento, la bajada de bandera pasó a costar 43 pesos en horario diurno y 48 en horario nocturno, y la ficha cada cien metros 1,90 peso. En tanto, la nocturna quedó en 48 pesos la bajada de bandera y 2,10 la ficha.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});