Información Gral

Tragedia en Dolores: un tren embistió a un micro y hay 17 muertos

Un ómnibus que habría cruzado un paso a nivel con las barreras bajas fue embestido por un tren en la localidad bonaerense de Dolores, accidente en el que murieron 17 personas y otras 64 resultaron heridas, 14 de algunas de ellas de gravedad.

Domingo 09 de Marzo de 2008

Buenos Aires.- Un total de 17 personas murieron hoy y otras 64 resultaron heridas, 14 de ellas de gravedad, luego de que un micro de pasajeros fue embestido por un tren, en la localidad bonaerense de Dolores, y por la tragedia fueron detenidos los dos choferes del ómnibus.

El gobernador bonaerense, Daniel Scioli, quien estuvo en el  lugar del hecho, visitó a los heridos y decretó un día de duelo  provincial. Afirmó que hubo una “imprudencia inconcebible”, ya que el micro cruzó las vías férreas cuando la barrera estaba baja.

Fuentes policiales indicaron que el hecho ocurrió cerca de las 2.30 en el cruce de la Autovía 2 y la ruta provincial  63, en Dolores, un camino muy transitado para ir y volver a la  costa atlántica bonaerense.

Allí, por causas que se investigan, el interno 58 de la  empresa El Rápido Argentino, que se dirigía desde el balneario de  Mar de Ajó hacia la localidad de San Miguel, fue embestido por el  tren 335 de Ferrobaires cuando cruzaba el paso a nivel.

Según las fuentes, a raíz del impacto, el micro de doble piso  se partió en dos y quedó sobre la ruta, mientras que la locomotora  y tres vagones de la formación ferroviaria, que llevaba unos 250  pasajeros desde Constitución a Mar del Plata, descarriló 200  metros y quedó sobre un campo contiguo a las vías.

Como consecuencia del choque, 16 personas murieron en el  lugar, en tanto que 65 personas que iban en ambos transportes  resultaron heridas.

Roberto Capiel, director del Hospital San Roque de Dolores,  señaló a la prensa que todos los heridos fueron llevados en un  primer momento a ese nosocomio, donde una niña de dos años murió media hora después del accidente.

El director médico señaló que del total de pacientes, 14 estaban graves y fueron derivados a los hospitales de Gonnet,  Melchor Romero, al San Martín y de Niños de La Plata, y al Interzonal de Mar del Plata y los más leves a dos sanatorios  privados de Dolores.

Capiel indicó que después de las 17 quedaban tres heridos internados en el Hospital San Roque, el más grave una mujer que  fue intervenida quirúrgicamente por rotura intestinal y de baso.

En tanto, la policía ya había identificado a nueve de los cuerpos (en un principio se dijo que eran 18, ver aparte), que fueron llevados a una capilla del cementerio de Dolores ya que la cantidad desbordó la capacidad  de la Morgue Judicial del hospital.

Hasta allí llegaron durante todo el día familiares de las  víctimas que en su mayoría viajaron a bordo de otro micro de la  empresa puesto a disposición especialmente para la ocasión.

Según fuentes médicas del Hospital San Roque, las personas  muertas reconocidas por sus parientes en la morgue son nueve  mujeres, dos de ellas menores, y un hombre.

Tras la tragedia, Scioli viajó al Dolores junto su ministro de  Salud, Claudio Zin, de Seguridad, Carlos Stornelli, y el jefe de  la policía bonaerense, superintendente Daniel Salcedo.

“Fue una imprudencia inconcebible. La barrera baja es una  prueba contundente”, dijo el gobernador luego de recorrer la zona  de la tragedia y visitar a los heridos, donde se manifestó  “triste, angustiado en un momento desgarrador y de mucho dolor”.

Por su parte, el ministro Zin dijo que entre las 17 personas  fallecidas “hay cinco menores de edad”.

Por otro lado, Adrián Bonelli, gerente de El Rápido Argentino,  estuvo también en Dolores donde confirmó que los dos choferes del  micro sufrieron lesiones leves y luego de ser asistidos quedaron  “detenidos e incomunicados a disposición de la fiscalía” de  Dolores de María Fernanda Hachmman, quien instruye la causa.

Varios testigos, en su mayoría quienes viajaban en el tren,  contaron a los investigadores que el ómnibus pasó con la barrera  baja y que al momento del hecho, mientras caía una llovizna, todas  las medidas de seguridad del paso a nivel funcionaban.

En el lugar de la tragedia, los peritos trabajaron toda la  tarde para remover el micro partido en dos de la ruta y así  liberar el camino que estuvo cerrado al tránsito, mientras que una  grúa gancho fue llevada desde Mar del Plata para encarrillar el  tren.  (Télam)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario