Terremoto en México

"Había pasado el simulacro, nos acomodamos y entonces el terremoto ocurrió de verdad"

"Parecía una película, pensé que se iba a romper el piso y quedar con una pierna de cada lado", describió Miriam Zysman, una rosarina de 38 años que hace diez años vive en Ciudad de México.

Miércoles 20 de Septiembre de 2017

Una rosarina instalada en México desde hace diez años, Miryam Zysman, de 38 años, relató cómo vivió el terremoto de 7.1 grados que ayer sacudió al país justo en el día en que el país recordaba los 35 años del trágico terremoto que se cobró 10 mil víctimas fatales.
En diálogo con el programa "Zysman 830" de La Ocho, la hermana del periodista describió el momento del sismo. "Fue bastante fuerte, intenso. Además porque ocurrió muy poco después del simulacro y recordatorio del terremoto del 85".


"Mientras la gente se estaba acomodando en sus puestos después del simulacro, entonces pasó de verdad. Fue muy fuerte, me agarró caminando. Pensé que se iba a romper el piso y quedar con una pierna de cada lado como en las películas. Nos mirábamos y nos preguntábamos ¿esto está ocurriendo de verdad?", contó para apuntar que se encontraba a 15 minutos del epicentro del sismo.
69239740.jpeg.thumb.jpg
distrito federal. El movimiento telúrico pasó y la gente está en las calles. El alcalde de la ciudad de México hablaba de más de 30 fallecidos allí.
distrito federal. El movimiento telúrico pasó y la gente está en las calles. El alcalde de la ciudad de México hablaba de más de 30 fallecidos allí.
mexico2.JPG

"Este temblor fue hacia arriba, no como el anterior que se movieron los costados. Dicen que México está construido arriba de agua. Y realmente ayer se sintió que había agua abajo del suelo. Se movía todo como si estuviésemos en un barco", describió.


"Una vez que pasa, hay que recuperarse, tratar de tranquilizarse porque el cuerpo queda temblando. Estaba sola y quería saber como estaban mis hijos, pero los teléfonos colapsan y no se pudo por un rato. Entonces cuando se restablece la comunicación pude saber que estaban todos bien. A partir de ahí el caos vehicular es inmediato. Se cortaron los servicios, la comunicación y había fugas de gas", contó para explicar que le costó mucho poder regresar a su domicilio.
Además manifestó que hay abusos. "Gente que se hace pasar por agentes de Protección Civil y después te roban y también gente que se ha pasado horas ayudando a los rescatistas", cerró.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario