Edición Impresa

Apresan a tres sospechosos y crean un identikit del asesino de Lola

El sindicado homicida es un hombre muy delgado, de piel trigueña y de entre 45 y 50 años. Es compañero de un detenido.

Martes 06 de Enero de 2015

Cuando parecía que el caso se empantanaba, tres hombres fueron detenidos ayer en el marco de la causa por el crimen de la adolescente argentina Lola Chomnalez, que fue encontrada asesinada y enterrada el martes pasado en el balneario uruguayo Barra de Valizas, y los investigadores intensificaron la búsqueda del principal sospechoso del homicidio, cuyo identikit fue difundido ayer.

El vocero de la Suprema Corte de Justicia de Uruguay, Raúl Oxandabarat, indicó que uno de los apresados fue capturado anteanoche y los otros dos fueron hallados ayer a la tarde por efectivos de la policía local.

Según el funcionario judicial, los tres detenidos declararán hoy ante la jueza letrada de primer turno, Marcela López, quien está a cargo de la pesquisa junto a la fiscal Soledad Barriola.

El funcionario judicial explicó que al menos uno de los detenidos es compañero de trabajo del hombre cuyo identikit fue difundido ayer a la tarde a través del sitio web del Ministerio del Interior de Uruguay (www.mininterior.gub.uy).

La imagen del posible autor del homicidio fue elaborado por expertos de la Unidad de Análisis de Hechos Complejos de la Jefatura de Policía de Montevideo, que trabaja en la investigación del caso.

De acuerdo a los datos proporcionados por el Ministerio del Interior, se trataría de una "persona de complexión muy delgada", de entre 1,70 a 1,75 metro de estatura, "cutis trigueño, cabellos cortos y una edad aproximada entre los 45 y 50 años". Luego, los investigadores solicitaron la colaboración a la población "para que, en caso de contar con alguna información que permita dar con el paradero de esta persona, sirvan hacerlo al teléfono 0800 2121. Dicha línea garantiza la reserva y el total anonimato de los informantes".

Respecto a los detenidos, Oxandabarat dijo que uno de ellos trabajó durante el sábado 27 de diciembre último, un día antes de la desaparición de Lola, junto al prófugo en la reparación del techo de una casa ubicada frente a la playa en Barra de Valizas.

El vocero señaló que, de acuerdo a estos testimonios, ambos hombres aún se encontraban en el balneario el domingo 28, cuando Lola fue vista con vida por última vez.

Por otra parte, Oxandabarat agregó que la jueza López recibió en las últimas horas un informe preliminar en el que los peritos forenses que realizaron la autopsia señalaron que no se logró elaborar ningún ADN del agresor para poder comparar con quien sea detenido como sospechoso.

La magistrada aún procura establecer si es que los restos encontrados no fueron aptos para la elaboración del ADN o si no se halló ningún elemento orgánico debajo de las uñas de la víctima.

Para los pesquisas, este dato es de vital importancia ya que pretenden establecer si la adolescente argentina pudo defenderse de su agresor mientras era atacada.

Oxandabarat explicó que, de todas formas, la jueza espera recibir en las próximas horas los resultados de los análisis realizados a los fluidos que fueron extraídos al cadáver durante la autopsia para ser analizados.

Presentarán fotos. En tanto, Gastón Chávez, uno de los abogados de la madrina de la víctima, Claudia Fernández, y de la pareja de esta, Hernán Tuzinkevich, dijo ayer que presentarán ante la Justicia un par de fotografías que corroborarán que la adolescente murió dicho domingo por la tarde y que la mochila color de ella que no fue hallada en la escena del crimen realmente existió.

"Hay una foto tomada en torno a las 10.13, 10.14 de la mañana, en realidad hay dos fotos: una que fue tomada con un celular el día que Lola llegó, que es un paisaje de la tarde de ella bajando del ómnibus con la mochila, y otras donde aparece ella, que son del balcón de la casa del padrino que da al mar y que por la ubicación del sol se nota que es de mañana", explicó Chávez a la prensa.

Según el letrado, "además de estas fotos, los informes forenses coinciden plenamente con las declaraciones del matrimonio sobre lo que Lola habría ingerido, tanto la noche anterior como el mediodía posterior, sobre la una de la tarde".

"La prueba determina que Lola razonablemente debe haber muerto en la tarde del domingo, lo que hace totalmente verosímil el relato de sus padrinos: que comió y salió a caminar, como había hecho la tarde anterior", opinó Chávez.

Lola Chomnalez, de 15 años, fue encontrada asesinada la tarde del martes pasado semienterrada en unos médanos cercanos a la playa de Barra de Valizas y de acuerdo a los forenses la adolescente murió por asfixia por sofocación y presentaba algunos cortes en distintas partes del cuerpo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario