Edición Impresa

Advierten que la mala higiene bucal puede provocar enfermedades severas

Rosario será sede de un congreso nacional de odontología sobre los problemas de los tejidos que rodean a los dientes, el 17 y 18 de mayo, en el hotel RosTower

Lunes 13 de Mayo de 2013

El mal cepillado bucal, además de generar caries, cambios en la coloración del esmalte dental o mal aliento puede ser el responsable de enfermedades severas de los tejidos que rodean a los dientes. Cuando no se cumple en forma adecuada con la higiene diaria y se suman factores como el tabaquismo o problemas inmunológicos es más factible que aparezcan afecciones como la gingivitis y la piorrea. El último estudio epidemiológico a nivel nacional determinó que más del 90 por ciento de la población requiere a lo largo de su vida algún tipo de atención por estos problemas.

Dada la magnitud y el alcance de estas enfermedades, la actualización de los profesionales que las tratan es fundamental. Rosario será sede del 27 º Congreso de la Sociedad Argentina de Periodontología del Interior, que reunirá a expertos de todo el país.

Guillermo Schinini, odontólogo especialista en periodoncia y presidente del congreso, dijo a La Capital que "las enfermedades gingivo - periodontales y las caries son los problemas bucales de mayor prevalencia en toda la población y son sin dudas un problema de salud pública".

"Son un grupo de patologías causadas por las bacterias que se pegan a la superficie de los dientes y que se conoce como placa bacteriana; además de producir caries, en determinadas personas pueden modificar los tejidos periodontales". La gingivitis, por ejemplo, genera una inflamación de los tejidos blandos que rodean a las piezas dentarias provocando sangrado, agrandamiento y alteraciones de la forma y contorno de las encías, y también mal aliento. Sin embargo, aclaró el odontólogo, "no es en esta etapa que se produce pérdida del hueso de soporte por lo que es tan importante el diagnóstico precoz y su tratamiento que es relativamente simple". Si el problema avanza "se produce periodontitis, conocida popularmente como piorrea, que causa pérdida ósea en diferentes grados y por lo tanto en forma progresiva incrementa la movilidad dentaria generando espacios entre las piezas para finalmente conducir a la pérdida de los dientes".

Diagnóstico temprano.Schinini remarcó que el diagnóstico temprano es clave para evitar el agravamiento de las lesiones y agregó que "falta mucha educación en relación a la salud bucal en la población ya que en general se llega a la consulta con el odontólogo cuando el problema ya está presente". Si bien las personas con menores recursos económicos tienen mayores dificultades para acceder a los controles, el profesional destacó que este tipo de enfermedades son sufridas por niños, jóvenes, hombres y mujeres de todos los sectores sociales.

El temor a visitar al odontólogo es quizá una de las causas que demoran la visita. "Hay muchas razones por las que la gente siente cierta resistencia a ir al consultorio, pero una de las más comunes es el miedo a sufrir dolor ante cualquier intervención". Schinini dijo que la odontología actual "avanzó mucho en conocimientos y en tecnología pero el temor aún persiste". Para desterrar esas preocupaciones excesivas, mencionó, es "necesario concurrir en forma más periódica y establecer confianza con el odontólogo". Preguntar, informarse y manifestar los miedos también es imprescindible.

Acciones efectivas. "Sin el tratamiento apropiado, el deterioro puede provocar pérdida de una o varias piezas dentales clínicamente sanas o restauradas. Esto produce alteraciones estéticas —que son quizá las que primero preocupan a la gente— pero también problemas funcionales que dificultan desde el modo de hablar hasta la masticación y que en algún momento son causantes de un estrés emocional en los pacientes", comentó el odontólogo. En el caso de que la pieza dentaria se haya perdido ¿es posible reemplazarla con un implante? "El tratamiento de estas enfermedades debe iniciarse antes; es recomendable restablecer la salud de los tejidos antes de que se coloque el implante ya que luego pueden padecer patologías del mismo modo que las piezas naturales".

Schinini señaló que "en los casos en que el hueso de soporte ha sido muy afectado puede complicarse y hasta hacerse imposible el uso de implantes".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS