Política
Martes 18 de Julio de 2017

Detuvieron en Santa Cruz al contador de la familia Kirchner

Víctor Manzanares fue arrestado en Santa Cruz. Creen que participó de un supuesto desvío de fondos para intentar ocultarlos de la Justicia

Víctor Manzanares, el histórico contador de los ex presidentes Néstor y Cristina Kirchner, fue detenido ayer en su estudio de la provincia de Santa Cruz por orden del juez federal Claudio Bonadio, en el marco de la causa Los Sauces.

El arresto se produjo a partir de la sospecha del supuesto desvío de fondos de la familia Kirchner para intentar ocultarlos de la Justicia.

La detención se concretó en el estudio contable de Manzanares, ubicado en 9 de Julio 161, en Río Gallegos. A su vez, el contador pidió la excarcelación y está previsto que hoy dictamine el fiscal Carlos Rívolo.

La orden que dictó Bonadio fue por "obstrucción de la Justicia" en la causa Los Sauces, en la que el contador está procesado junto a la ex presidenta y sus hijos, Máximo y Florencia, por presunta asociación ilícita y lavado de dinero.

Bonadio ordenó el arresto de Manzanares luego de que llegara a su poder una nota en la que supuestamente el contador habría mandado a los inquilinos de 28 propiedades de la familia Kirchner para que depositaran dinero en efectivo en una cuenta de Carlos Sancho, ex gobernador de Santa Cruz y socio de Máximo y de Osvaldo Sanfelice.

"Manzanares ya había detallado ante el juez Bonadio las operaciones inmobiliarias y financieras de Los Sauces"

La maniobra tendría como objetivo evitar que los fondos se depositaran en cuentas actualmente inhibidas por la Justicia.

La causa Los Sauces tiene un total de 21 procesados, entre ellos, la ex presidenta, sus hijos, Romina Mercado (hija de la gobernadora de Santa Cruz, Alicia Kirchner) y los empresarios Lázaro Báez y Cristóbal López.

La semana pasada, la Cámara Federal había rechazado un pedido de recusación del juez Eduardo Freiler, por lo que el tribunal ya está en condiciones de resolver si confirma los procesamientos: con la llegada de la feria judicial de invierno (dos semanas), la definición se conocerá después del receso.

A todos se los acusa de integrar una asociación ilícita por la cual López y Báez, ambos beneficiados con obra pública durante el kirchnerismo, pagaron sumas millonarias a Los Sauces, que integran Cristina y sus hijos, en alquiler de propiedades.

En marzo pasado, Manzanares había detallado ante Bonadio las operaciones inmobiliarias y financieras de Los Sauces, además de negar el pagos de sobornos vinculados a contratos de obras públicas a través de los alquileres.


Comentarios