Newell's

Otro golpe de confianza para Newell's

El conjunto rojinegro, expeditivo y certero, superó al tatengue con comodidad y sin sobresaltos. Hizo simple lo difícil

Domingo 18 de Agosto de 2019

Ganó y sumó, esa es la gran noticia para este Newell’s que comenzó a transitar un torneo de exigencia de puntos. Unión fue la víctima en un Coloso que explotó de pasión, antes y mucho más después con la victoria consumada. Para que haya paz y tranquilidad porque la lepra transita el camino indicado, ese que lo está conduciendo a una cosecha fructífera. Por supuesto que esta historia recién está en sus primeros capítulos y falta una eternidad, pero el equipo de Kudelka transmite esperanza. No por su juego en sí, pero sí por su efectividad y protagonismo. Fue 2 a 0 sin sobresaltos para elevar los cánticos y dibujar amplias sonrisas en los leprosos.

   La tarea fue completada. Esa es la primera cuestión a tener en cuenta de este Newell’s obligado por sus necesidades a mirar la tabla del promedio. Lo difícil lo hizo simple ayer por la tarde para que el sol iluminara su juego y pudiera vulnerar a un tatengue que vino dispuesto a rasguñar un empate.

   Toda la apuesta fue rojinegra. El foco de atención desde el inicio se centró en el arco de Moyano, que debió estar atento de entrada para intentar desactivar los embates del equipo de Kudelka. Y pasó zozobra bajo los tres palos porque Newell’s fue intenso y en los primeros diez minutos generó tres situaciones clarísimas que no pudo concretar.

   Unión se vio sorprendido con los movimientos de una Lepra que tenía bien estudiada la partitura a tocar. Y así Newell’s se instaló en terreno adversario, lo arrinconó y tuvo a maltraer a una defensa que sólo buscaba la manera de despejar. Recién sobre los 25’ el tatengue contestó a través de Bou para escribir la primera jugada de riesgo bajo los palos de un Aguerre repuesto del esguince que lo había tenido en duda durante varios días.

   A pesar de la supremacía en juego, Newell’s recién pudo golpear en el complemento con aquel remate mordido y de pique de Nadalín que se le coló al arquero con la pelota pidiendo permiso. Por supuesto que hacía justicia a lo hecho por uno y otro en cancha. Recién tras ese golpe, Madelón movió el banco e intentó depositar a su equipo en terreno leproso, pero el intento fue en vano. Porque Albertengo gambeteó dentro del área para definir con un toque sutil y sellar el triunfo frente a un apático y tibio Unión que se vio abrumado por la lepra.

   Newell’s se aferró a otros tres puntos enormes pensando a futuro. Pero lo más valioso es que otra vez los de Kudelka mostraron ser un equipo expeditivo, que sabe lo que quiere y a lo que juega, algo que no tuvo tiempo atrás. Y eso le entrega un plus enorme de confianza.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario