La región

Piden 40 años de cárcel para un pastor evangélico por abuso sexual a niñas y adolescentes

Los hechos ocurrieron en la ciudad de Santa Fe. El religioso tiene 69 años. Las víctimas son siete menores

Viernes 06 de Agosto de 2021

Un pastor evangélico de 69 años podría cumplir una pena de 40 años de cárcel si prospera el pedido de una fiscal de la ciudad de Santa Fe, quien lo investiga por abuso sexual contra siete niñas y adolescentes.

La fiscal Alejandra Del Río Ayala adelantó ese pedido en la acusación que presentó en la Oficina de Gestión Judicial (OGJ) de los tribunales de la capital provincial.

La funcionaria del MPA, según publicó el diario UNO Santa Fe, remarcó que Antonio A. "abusó sexualmente de las víctimas en un contexto religioso". En ese sentido, mencionó que "para llevar adelante su accionar delictivo, el hombre aprovechó su posición de poder como máxima autoridad de la sede de la congregación a la que pertenecían él y las personas abusadas".

La funcionaria del MPA destacó que los hechos ilícitos sucedieron entre 2012 y 2017, destacando que algunas de las víctimas "comenzaron a ser abusadas cuando cursaban la escuela primaria, una mientras estaba en el jardín de infantes y las demás, durante su adolescencia".

Del Río Ayala también hizo hincapié en que el pastor evangélico vulneró la integridad sexual de las víctimas "en reiteradas oportunidades" y lo hizo en un inmueble ubicado en la zona norte de la capital provincial en donde desarrolla sus actividades la iglesia evangélica. Asimismo, indicó que "en otras ocasiones, el acusado perpetró los delitos a bordo de un automóvil en el que trasladaba a las niñas y adolescentes".

En su alegato, la fiscal planteó que Antonio A. amenazaba a las víctimas. "Les decía que si no permitían los abusos o si hablaban con alguien sobre sus padecimientos, serían 'suspendidas', lo que implicaba que no podrían participar en actividades religiosas vinculadas al canto, a la danza, entre otras".

Además, observó que el religioso "las intimidaba diciéndoles que iba a encerrarlas en un pabellón donde tendrían que hacer ayuno y dormir arrodilladas".

La fiscal destacó que el hombre es investigado como autor de los delitos de "abuso sexual con acceso carnal; de abuso sexual gravemente ultrajante; y de abuso sexual simple, calificados por ser ministro de culto".

"Además, al acusado se le endilga la autoría de promoción a la corrupción de menores agravada (por amenazas en tres casos; por violencia en otro; y por abuso de autoridad en otro)", precisó Del Río Ayala.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario