La ciudad

Salta 2141: Quieren establecer si el gasista notificó a Litoral Gas

Hoy declara el empleado de la firma a quien el gastista Carlos García dijo pedirle instrucciones para proceder al cambio de regulador el 6 de agosto. Para esta semana se esperan nuevas medidas.

Martes 26 de Noviembre de 2013

La investigación de la tragedia del 6 de agosto pasado en Salta 2141 sumará una prueba con la cual se intenta recrear los pasos previos a ese día. Para hoy está prevista la declaración informativa del empleado de Litoral Gas a quien el gasista que trabajaba cuando se produjo la fuga y posterior explosión le habría solicitado instrucciones para proceder en el cambio de un regulador de presión. En tanto, para esta semana se aguarda que la jueza que investiga el hecho decrete medidas importantes en relación a la conducta de la empresa.

Cuando apenas ocurrió la tragedia y el gasista Carlos Osvaldo García fue convocado a declaración indagatoria, manifestó en Tribunales que el 1º de agosto concurrió a las oficinas técnicas de Litoral Gas, ubicadas en 24 de Septiembre y Ayacucho, donde pidió instrucciones para el trabajo por el cual el consorcio del edificio de Salta 2141 lo había contratado: el cambio de regulador.

Con el paso de los días, ese elemento, que en principio daba cuenta del procedimiento anterior al accidente que se cobró 22 vidas, pasó a un segundo plano en el marco de la pesquisa, en manos de la jueza de Instrucción Nº 10, Irma Patricia Bilotta.

Pero con el objetivo de reconstruir toda la secuencia y determinar quienes fueron los responsables, a requerimiento de la fiscal Graciela Argüelles, hoy fue citado a declaración informativa (no es indagatoria pero si surgen sospechas podría ser imputado) el empleado de Litoral Gas que atendió a García.

El objetivo es que aclare si realmente el gasista lo entrevistó, indagar acerca del protocolo técnico previsto para esa situación y si la empresa le dio instrucciones específicas a García, sobre quien igualmente pesa la acusación principal del accidente ante la sospecha cierta de un obrar negligente que desató el dramático hecho.

En tanto, la defensa del gasista, a cargo de Hugo Buffarini, recordó acerca de su cliente: "Concurrió y pidió instrucciones a personal que está de guardia. El tema es que la empresa no deja constancia escrita, precisamente para protegerse de situaciones como la que ocurrió. Igualmente, hay pruebas (libro de entradas a la oficina) que confirman su presencia. Si el empleado dice cómo fueron las cosas, su declaración podría ser importante".

Lo concreto que por estos días la investigación ya acumula once imputados y sigue focalizada sobre Litoral Gas. En ese sentido, ya son cinco los empleados de la compañía acusados por distintas responsabilidades.

Un inspector que el 25 de julio cortó el gas para que un gasista realizara un arreglo y otros dos que rehabilitaron el servicio un día después. Con algunas diferencias, a los tres se le enrostra no respetar procedimientos técnicos estipulados en la normativa que regula el servicio.

Además, fueron indagados el jefe directo de esos operarios y una gerenta técnica por no ejercer el deber de vigilancia sobre los empleados. A ellos se suman los tres administradores del edificio, García y su ayudante y otro gasista que intervino once días antes del hecho.

Esta semana la jueza podría decretar medidas tendientes a profundizar la hipótesis que abona procedimientos irregulares de Litoral Gas respecto de su actuación en el edificio siniestrado.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});