Información Gral

Investigan al intendente de El Bordo, Juan Mazzone, por corrupción de menores

La situación procesal se compilcó a raíz de que una de las chicas que participó de la fiesta que organizó en su casa tiene 17 años. También lo investigan por posible prostitución infantil.

Domingo 11 de Enero de 2015

La situación procesal del intendente de la localidad salteña de El Bordo, Juan Rosario Mazzone, que participó de una fiesta sexual con adolescentes en su casa, se complicó aún más a raíz de que al menos una de las chicas es menor de edad.

   El fiscal que investiga las circunstancias dadas en torno a una supuesta fiesta negra en la casa del funcionario confirmó que una de las chicas que aparecen en la foto es menor de edad. Tendría 17 años y al momento de la declaración fue acompañada por su madre, según publicó el diario Tiempo Argentino en su edición digital.

   “Ante la presunta comisión delictiva del intendente de El Bordo, Juan Rosario Mazzone, en un hecho de índole sexual con menores, el fiscal penal Ramiro Ramos Osorio ofició la averiguación preliminar. En la fiesta celebrada en la casa del intendente Mazzone participó al menos una chica de 17 años. El festejo, que se convirtió en escándalo nacional, incluyó la participación de varias jovencitas que fueron fotografiadas en ropa interior, junto con el dueño de casa.

   Las imágenes fueron tomadas por el remisero Manuel Amador y subidas a Facebook en el perfil del usuario identificado como Julián Zerrano. “No hubo sexo ni pasó nada raro”, aseguró Amador en la conferencia de prensa convocada por Mazzone. También admitió que había al menos una menor, aunque en esa conferencia sólo había una joven que dijo haber estado en la fiesta aunque no aclaró si era una de las fotografiadas. Del resto de las participantes, se informó que no habían ido a la conferencia porque “sus madres no las habían autorizado”.

   Anteayer, el fiscal Ramos Ossorio confirmó la presencia de una menor en esa fiesta. La jovencita de 17 años declaró ante el funcionario acompañada por su madreo.

   La causa está calificada provisoriamente como “supuesta corrupción de menores”. Entre las primeras diligencias, Ramos Ossorio ordenó identificar a las personas de las imágenes que se hicieron públicas a través de redes sociales.

   El intendente Mazzone, que en un primer momento dijo que habían sido invitadas por los remiseros del municipio, quienes le habían pedido prestada la casa para una fiesta de fin de año. “¡Qué se yo quien puta son!”, había respondido el funcionario cuando se le preguntó si las chicas eran menores. Pero aclaró que “no pasó nada raro”.

   La presencia de menores de edad complica el caso y obligaría al fiscal a ponderar si las imágenes que muestran a las chicas y al intendente semidesnudos traspasan el límite de lo “raro”.

   Para el fiscal resulta complejo dilucidar y caratular el episodio. El hecho de que todo se haya producido en el domicilio del intendente genera conmoción, ya que se trata de un tipo de “fiestas” poco acorde con su investidura.

   De todos modos, si un intendente y un grupo de amigos realizan una reunión de esas características, con mayores de edad que, por el calor, resuelven bañarse semidesnudos, o desnudos, todo se mantendría en el ámbito privado y no hay delito alguno.

   Pero la presencia comprobada de menores agrava el caso porque el contenido de las fotos no garantiza que no hayan ocurrido agravios al pudor. El otro punto a dilucidar consiste en determinar si las fotos revelan algún indicio de trata de personas o de prostitución infantil.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS