Información General

Cómo se juega al dominó: reglas y pasos de un entretenimiento milenario

Una propuesta simple que atrapa a grandes y chicos. Apenas 28 fichas rectangulares pero mucho en juego en cada partido

Martes 12 de Enero de 2021

No importa la edad que se tenga, nunca es muy temprano o muy tarde para aprender a jugar al dominó, un pasatiempo que no pasa de moda. Es uno de los juegos más populares en todo el mundo, ya que se juega desde hace más de mil años en China y fue haciéndose conocido, poco a poco, alrededor del globo.

El simple hecho de ver unas cuantas partidas ya hace que uno entienda cómo se juega, lo que demuestra que no es para nada difícil aprender a jugarlo pues sus reglas son fáciles. Sólo se necesita al menos un contrincante y las 28 fichas rectangulares que están divididas en dos, en las cuales pueden mostrar de 0 a 6 puntos.

El objetivo es utilizar todas las fichas que tocaron en la mesa antes que los oponentes y sumar puntos, los cuales se reciben al terminar una ronda adicionando los valores de las fichas que los contrincantes no pudieron colocar. Así, al llegar al puntaje indicado antes de comenzar la partida, alguien es el ganador.

El dominó puede jugarse de 2, 3 o 4 personas, individualmente o en parejas, ya que sino quedarán pocas fichas para cada uno. Estas fichas se ubican boca abajo y bien mezcladas, para que antes de comenzar el juego cada jugador elija al azar la cantidad que le correspondan. Cada jugador tomará 7 fichas.

Inicio del juego de dominó

Tras haber escogido las fichas, cada jugador las ubicará frente a él sin que sus contrincantes puedan verlas y quien inicie la partida será el que tenga la ficha con el doble más alto, o sea el 6:6.

Quien tenga la mayor, la pondrá sobre la mesa y comenzará la primera ronda del juego, que es por turnos y se desarrolla en el sentido contrario a las agujas del reloj. Entonces, el siguiente ubicará una de sus fichas siempre y cuando alguno de sus extremos coincida con un número de la ficha anterior.

corte DOMINO-14.jpg

Desarrollo del juego de dominó

Un jugador después de otro debe ubicar una ficha seguida de la que ubicó el anterior haciendo coincidir uno de sus lados. Sin embargo, cuando un jugador no tenga una ficha que poner, avisará al resto diciendo “paso” y pasará su turno.

Si tiene al menos una opción, debe jugarla, ya que sino se lo puede penalizar.

corte DOMINO-4.jpg

Fin del juego de dominó

Un juego puede terminar si se dan dos ocasiones:

Dominó: cuando uno de los jugadores se queda sin fichas en su poder se dice que “domina el juego”. Así, el jugador individual o el jugador y su pareja ganan y se suman los puntos de las fichas que los demás jugadores no utilizaron.

Cierre: cuando ya ninguno de los jugadores tiene la posibilidad de jugar otra ficha ya que no pueden hacer que coincidan los extremos. Entonces, se termina un juego y se cuentan los puntos de cada individuo o pareja por separado y, quien tenga menos puntos, gana el juego y se queda con la diferencia entre los puntos que hizo el oponente, sumándolos a los suyos. En caso de empate, ninguno suma y continuará otro.

Una vez terminado un juego, quien comience el siguiente será el que está a la derecha del que empezó la anterior, siendo libre de elegir la ficha con la que quiera salir jugando. Como se mencionó al principio, la partida en general finaliza cuando se alcanzan los puntos establecidos previamente.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS