ESCENARIO

Por primera vez, Britney Spears habló del movimiento "Free Britney"

La cruzada pide que Jamie Spears, padre de la cantante, dejé de ser su tutor. Sostiene que lo hace solo para beneficiarse económicamente.

Miércoles 04 de Noviembre de 2020

Britney Spears es una estrella. Muy querida entre sus seguidores, que le apoyan en todo y están siempre a su lado cuando ella los necesita. En sus fans la cantante de 38 años encontró los hombros sobre los que llorar ante sus problemas familiares. Vale recordar que, desde que la artista sufrió varios episodios traumáticos en 2008, su padre, Jamie Spears, se hizo cargo de la tutela de la intérprete de «Toxic».

Durante más de una década, cuido de su hija, a pesar de las quejas de la cantante, quien pidió que se cambien los términos del acuerdo legal. En agosto pasado, el abogado de la vocalista solicitó a la Corte Superior de Los Ángeles, Estados Unidos, que su padre dejar de ser su tutor. Quería que de eso se encargase Jodi Montgomery.

El juez no la escuchó. Su padre seguirá siendo su tutor, al menos hasta que Britney Spears consiga recuperarse de sus problemas. Con todo, intenta mantenerse positiva. Son pocas veces las que habla sobre su situación, pero ayer lo hizo para tranquilizar a sus miles de seguidores en las redes sociales.

"Hola, sé que se ha hablado mucho sobre mí y que la gente ha dicho muchas cosas diferentes, pero solo quiero decirles que estoy bien", aseguró la intérprete. Y añadió: «Nunca antes había sido tan feliz. Les mando a todos mis mejores deseos y mucho cariño».

Embed
Ver esta publicación en Instagram

First pic is the original !!!!

Una publicación compartida por Britney Spears (@britneyspears) el

Son muchos seguidores, unos 26 millones, los que están preocupados por la situación de Britney. Creen que su padre se aprovecha económicamente de su hija con el pretexto de que la está cuidando. A ellos les debe el movimiento "Free Britney" (Liberemos a Britney), que se convirtió en un fenómeno online.

Su padre se lleva 100.000 dólares al año por cuidar de su hija mientras que ella solo recibe 1.500 dólares al mes cuando su fortuna se estima en 250 millones de dólares. Por si fuera poco, No tiene la libertad de poder decidir casarse, conducir, votar o usar su propio teléfono sin ser controlada.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS