Edición Impresa

Rehusaron declarar seis acusados de integrar la banda de Los Monos

En cuatro allanamientos de ayer secuestraron armas, droga, vehículos, teléfonos y documentación reveladora de una red narco. Cinco son miembros y allegados a la familia Cantero. El último, un policía detenido por pasarles información. Seguirán presos.  

Martes 04 de Junio de 2013

Los seis primeros detenidos acusados de integrar una asociación ilícita vinculada al narcotráfico conocida como Banda de Los Monos se negaron ayer a declarar ante el juez que los investiga. Cinco de las personas de este grupo son integrantes o allegados a la familia Cantero, señalada por comandar una organización de traficantes de estupefacientes, entre ellas la madre de Claudio Ariel "Pájaro" Cantero, asesinado hace nueve días en Villa Gobernador Gálvez. El último del grupo es un sargento que fue apresado el viernes en la oficina de la Secretaría de Delitos Complejos acusado de facilitar a los Cantero información de policías que investigan a narcos. Tras optar por hacer silencio todos quedaron presos.

Entre los detenidos está Patricia Celestina C., conocida como "Cele", madre del Pájaro Cantero y de Máximo Ariel Cantero, alias "Guille", este último con orden de captura internacional al igual que su padre Ariel Máximo Cantero. También están presas dos hijas de "Cele" y dos allegados al grupo delictivo.

También compareció y se abstuvo de declarar el sargento Juan M., que está acusado de pasarles a los Cantero legajos, fotografías y domicilios de policías que hasta el viernes trabajaron con él en una brigada operativa de la Secretaría de Delitos Complejos que investiga a traficantes.

Este policía fue representado por el abogado Carlos Varela, también defensor particular de miembros de la familia Cantero junto al abogado Fausto Yrure.

A estas seis personas apresadas el viernes se suman otras once detenidas entre el sábado y ayer. Todas están genéricamente imputadas de pertenecer a una asociación ilícita a la que se le atribuyen asesinatos por encargo, tráfico de estupefacientes, amenazas y otros delitos, en el contexto de una investigación sustentada en ocho meses de escuchas telefónicas, iniciada a raíz de la ejecución de Martín "Fantasma" Paz en septiembre pasado, acribillado en su BMW en Entre Ríos y 27 de Febrero.

Más procedimientos. Las investigaciones para perseguir penalmente al grupo conducido por los Cantero siguieron ayer con cuatro allanamientos contra objetivos y personas a las que la pesquisa judicial tiene como pertenecientes a la organización ilícita. En uno de los procedimientos de ayer, concretado en un domicilio de la zona sur, fue secuestrado el boleto de venta de un VW Bora blanco, algo inicialmente significativo porque un vehículo de ese color y de esa marca fue utilizado en una ejecución mafiosa concretada el lunes de la semana pasada, supuestamente con el afán de vengar el asesinato de Cantero, ocurrido un día antes.

Este fue el último de los operativos concretados ayer. Se realizó en Santiago al 5100, el domicilio de Mariano S., un muchacho que llegó a juicio oral y público con el "Pájaro" en diciembre de 2011. Junto a Cantero, como a los otros dos acusados en ese proceso, resultaron absueltos por unanimidad del atentado a balazos contra un micro que transportaba hinchas de Newell's en febrero de 2010, en el que resultó asesinado Walter Cáceres, de 14 años.

Pero ayer policías de la brigada operativa de la División Judicial de la Unidad Regional II fueron a su casa. La investigación a cargo del juez de Instrucción Juan Carlos Vienna lo considera un engranaje de la llamada Banda de los Monos y había ordenado su captura. Mariano S. no estaba allí pero la policía se llevó de su domicilio documentación variada, entre ella el boleto de Bora VW blanco. Desde un auto así, según el registro en video, mataron a balazos a Diego "Tarta" Demarre hace ocho días, en Seguí y Maipú. Demarre era el dueño del boliche de Villa Gobernador Gálvez frente al cual un día antes mataron de seis balazos al Pájaro Cantero.

Mientras transcurría el operativo la madre de Mariano S. amenazó de muerte a un periodista de este diario (ver aparte).

En otro allanamiento en una cochera de Pineda al 6200, frente al apeadero sur, la División Judicial secuestró dos vehículos que son propiedad de la familia Cantero. Se trata de una camioneta Toyota Hillux modelo 2010 negra y un Fiat Duna. En la guantera de la camioneta se encontró una factura de compra, en favor de Claudio Ariel Cantero, de una moto Honda CBR 600 adquirida en un comercio de la ciudad de Córdoba por 155 mil pesos abonados al contado.

Del interior del Duna los policías dijeron haber retirado una escopeta recortada y municiones. En el garaje se estableció que uno de los Cantero pagaba en persona el alquiler por las cocheras.

En un bunker. El primero de los operativos de ayer se había concretado en un bunker de venta de estupefacientes situado en Bordabehere al 1600 de Villa Gobernador Gálvez. Allí fueron detenidos dos chicos: un varón de 18 años y una chica de 16. También se decomisó 200 bochas de cocaína y marihuana.

Por otra parte, no arrojó resultados positivos un allanamiento en otro bunker, en este caso ubicado en pasaje 525 al 400. Este lugar ya había sido allanado el 3 de mayo pasado tras el homicidio de Luciano Cáceres, ocurrido allí cinco días antes. Ese puesto de venta de droga tenía, según fuentes de la causa, un tendido de alambre de púas en todo el perímetro, vidrios en los tapiales, doble puerta de acero, paredes de 45 centímetros con chapones en la mitad y una escotilla de salida por el techo resguardada por clavos de gran tamaño dispuestos hacia arriba para impedir el acceso.

Amenaza a un periodista

El periodista Eduardo Caniglia fue amenazado de muerte ayer por la madre de Mariano S. durante el allanamiento de la casa de Santiago al 5100. La mujer recordaba al cronista de las audiencias del juicio oral por el homicidio de Walter Cáceres, en el cual su hijo fue absuelto. Al advertirlo lo increpó verbalmente delante del jefe del operativo policial, quien le señaló para tranquilizarla que el periodista estaba allí porque había una orden de captura contra su hijo.

 

Producción periodística:  Hernán Lascano, Andrés Abramowski y Eduardo Caniglia

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario