Policiales

Está muy grave un policía baleado en el intento de asalto a una financiera

Todo transcurría con normalidad ayer a la tarde en una sucursal de la financiera Confina, en Villa Gobernador Gálvez. Cinco empleados esperaban detrás de los escritorios el arribo de clientes mientras muy cerca de ellos el cabo primero de la policía Marcos Zanuttini cumplía un servicio adicional custodiando el local.

Viernes 12 de Junio de 2009

Todo transcurría con normalidad ayer a la tarde en una sucursal de la financiera Confina, en Villa Gobernador Gálvez. Cinco empleados esperaban detrás de los escritorios el arribo de clientes mientras muy cerca de ellos el cabo primero de la policía Marcos Zanuttini cumplía un servicio adicional custodiando el local. En ese momento un hombre llegó al lugar y encañonó al uniformado mostrando sus intenciones de robo. El agente no se amedrentó e intentó frustrar el atraco, entonces ambos se trenzaron en un forcejeo que terminó de manera cruenta: el ladrón gatilló el arma que portaba y un proyectil atravesó el pecho del uniformado, que cayó malherido y anoche, tras ser operado, agonizaba en el Centro de Emergencia y Trauma (CER) del Sanatorio Parque.

Zanuttini ingresó diez años atrás a la policía provincial y cumple tareas en el Comando Radioeléctrico de Villa Gobernador Gálvez, donde nació y vive. Está casado y tiene una hija de 10 meses. Su trabajo es el de recorrer habitualmente en los patrulleros las barriadas de la ciudad vecina. Pero, para sumar unos pesos más a su magro salario, prestaba un servicio adicional en la financiera Confina, situada en Presidente Perón 2159, a metros de donde está emplazado el tradicional reloj callejero de la localidad.

De repente.Cerca de las 17.10 de ayer, Zanuttini estaba parado en el salón de Confina, un local que no tiene medidas de seguridad ni caseta para el policía. Cerca de él, cinco empleados realizaban las tareas administrativas de rigor y no había clientes, según dijeron fuentes policiales. En ese momento, el paso presuroso de un recién llegado llamó la atención del uniformado pero tuvo muy poco tiempo para reaccionar ya que el desconocido exhibió un arma de fuego y encañonó a los presentes.

Así las cosas, dijeron las fuentes, Zanuttini se abalanzó sobre el asaltante y se trabó en lucha con él. "El policía lo empujó hasta la puerta para evitar que atacara a los empleados y logró inmovilizarlo. Pero en el forcejeo, el ladrón gatilló el arma que empuñaba", explicó el comisario inspector Sergio Coronel, a cargo de la Zona de Inspección Nº4, con jurisdicción en la zona. Entonces, un balazo atravesó el pecho del cabo primero. Sin embargo, otra fuente policial señaló que el autor del disparo fue el cómplice del hombre que entró a la financiera y que lo esperaba en la puerta.

Lo cierto es que cuando el balazo retumbó en la calle, ambos malhechores escaparon corriendo sin poder concretar el atraco. Anoche, los pesquisas no descartaban que hubiesen escapado en un auto que los haya esperado con un tercer socio al mando y estacionado en las cercanías.

Agonizante. Zanuttini quedó malherido y tendido en la vereda. Un rato después, una patrulla con sus compañeros del Comando Radioeléctrico lo trasladó al CER, adonde llegó insconciente. Inmediatamente fue llevado al quirófano para operarlo con la intención de extraerle el proyectil. Anoche, según los voceros consultados, su vida corría peligro ya que su estado era "gravísimo". En la puerta del centro asistencial se habían reunido numerosos uniformados y altas autoridades de la Unidad Regional II que lucían angustiados y preocupados por la suerte que podría correr el policía.

Los pesquisas todavía no determinaron el calibre del arma con el que balearon al suboficial. Y hasta anoche tampoco tenían pistas que conduzcan a los autores del violento episodio. "Estamos recogiendo las declaraciones de los testigos para precisar los rasgos físicos de los ladrones", explicó el comisario Coronel. El caso es investigado por los efectivos de la comisaría 29ª y de la Brigada de Homicidios.

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario