Pandemia

Pfizer negó un pedido de coimas pero igual descartó por ahora proveer a Argentina

En una citación de la Cámara de Diputados, el gerente de la farmacéutica en nuestro país explicó porqué nunca hubo acuerdo con el Ministerio de Salud.

Martes 08 de Junio de 2021

El gerente general de Pfizer Argentina, Nicolás Vaquer, negó ayer que el gobierno argentino haya pedido “pagos indebidos o exigencias de intermediarios” y si bien aclaró que la Ley de Vacunas “no es compatible con aspectos contractuales”, se sigue avanzando para alcanzar un acuerdo.

  Vaquer habló en el marco de la citación de los laboratorios en la Cámara de Diputados. Tras las múltiples versiones en torno a por qué falló el acuerdo con Pfizer, teniendo en cuenta que el laboratorio incluso había hecho las pruebas del desarrollo de la vacuna con voluntarios argentinos, Vaquer descartó pedidos de bienes argentinos, coimas o exigencias de socios locales.

  “Es importante destacar que no hay ningún interés en intervenir con bienes del Estado. Esto incluye recursos naturales, reservas del banco central, activos militares, estratégicos o culturales”, aseguró y agregó: “Durante la negociación en ningún momento hubo pedidos de pago indebidos o exigencia de intermediarios”.

  Sin embargo, el directivo sí fue claro al señalar que hay impedimentos legales. “El marco legal (de Argentina) no es compatible con algunos de aspectos contractuales que propone Pfizer”, afirmó después de que el propio presidente de la Cámara, Sergio Massa, le preguntara si necesitaban que el Congreso modifique la ley.

En ese sentido, confirmó que la Ley de Vacunas que aprobó el Congreso en octubre es un obstáculo, aunque tampoco confirmó si un cambio en la ley sería suficiente para destrabar el conflicto.

  Desde el bloque del Frente de Todos no tienen previsto cambiar la ley actual, pero le propusieron al Ejecutivo la posibilidad de hacer una norma puntual para el caso de los menores de 18 años. La palabra final la tiene el gobierno.

Internacionalmente, la vacuna de Pfizer fue aprobada el 10 de mayo para menores de entre 12 y 15 años de edad.

   La reunión contó con la participación de los jefes del Frente de Todos, Máximo Kirchner; de Juntos por el Cambio, Mario Negri; y de los interbloques Federal, Eduardo “Bali” Bucca, y de Unidad Federal para el Desarrollo, José Luis Ramón.

  El gerente del laboratorio estadounidense señaló que los pedidos de acelerar la producción de vacunas requeridas por todos los países “trajo aparejado el riesgo inusual sin precedentes de demanda” y argumentó que, por ese motivo, “Pfizer pide cláusulas de indemnidad y otras protecciones” que ya “son consistentes en 116 países”.

   Vaquer además detalló que se está avanzando “en conversaciones con el Ministerio de Salud y la Secretaría Legal y Técnica en base a “ideas concretas” y destacó que desde el laboratorio se está haciendo ”el máximo esfuerzo para traer la vacuna a la Argentina”.

   “Esto es tanto o más personal que laboral”, agregó el directivo de Pfizer respecto a la posibilidad de que se llegue a un acuerdo con el laboratorio norteamericano. Precisó que “el 25 de julio (del 2020) se realizó la primera oferta cuando todavía no había vacuna y que el 27 de julio esa misma oferta fue enviada al Ministerio de Salud”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario