Ruggeri

Ruggeri quiso hacer las pases con Chilavert, pero la respuesta no fue la esperada

El Cabezón propuso olvidar esa enemistad pero el exarquero paraguayo dijo que "lo que manifieste Ruggeri me resbala totalmente, no me preocupa, no estoy para perder tiempo por pequeñeces"

Jueves 04 de Marzo de 2021

Oscar Ruggeri y José Luis Chilavert forjaron una enemistad en su época de futbolistas. Pero recientemente, el excapitán del seleccionado argentino desde su rol de panelista en Espn, había intentado conciliar con el controvertido exarquero paraguayo: “Con Chilavert que es histórico y que se mantiene ahí como una gran pelea donde no pasó nada, nos llevábamos excelente. Después surgió lo de San Lorenzo y en ese momento yo tenía treinta y pico de años. Ahora estoy llegando a los 60, ya está. Lo que pasó, pasó. Te juro que si un día viene a hablar con nosotros, me pongo a charlar y a preguntarle de la relación esa que teníamos, de la pelea, de las cosas. Nada más. Quiero cambiar, de verdad. ¿Está mal? Te digo de verdad. Vos me pones a Chilavert al lado y me pongo a hablar. Pero a charlar de verdad, no a tirarle chicanas. A recordar cómo éramos de compañeros”.

Ante esta reflexión la consulta a Chilavert no se demoró, y el referente del seleccionado guaraní, durante una entrevista radial, respondió: “Mirá, lo que manifieste Ruggeri a mí no me preocupa para nada. Al contrario. Esa historia no me preocupa. Cada uno se puede manejar en su vida como quiere. Me preocupan cosas mucho más serias. Lo que pasó en el fútbol, para mí se termina en el fútbol”, dijo.

“Después, lo que manifieste Ruggeri me resbala totalmente, no me preocupa, no estoy para perder tiempo por pequeñeces”, insistió Chilavert, quien cambió el eje al aludir a lo que ocurrió con Diego Maradona: “Lo que más me duele, aprovecho para hacer una denuncia publica, son todos, desde los abogados y los médicos que mal atendieron y lo vivieron a Maradona, deberían estar presos e incomunicados. Porque si Maradona estaba bien cuidado, estaría vivo hoy en día. Es una vergüenza. Ojalá un fiscal de Argentina actúe de oficio y meta presos a los abogados, los médicos y las enfermeras que realmente lo explotaron. Todo lo que uno está escuchando, las grabaciones, cómo lo vivieron y lo manejaron, realmente fue penoso que haya terminado así. Y nadie dice nada. Me encantaría que un fiscal argentino tenga las pelotas de agarrar esa causa y meter presos a los abogados, enfermeros y médicos que dejaron morir a Diego”.

Chilavert y Ruggeri fueron compañeros en el plantel de Vélez durante 1992 y bajo la dirección técnica de Eduardo Luján Manera. Las rencillas de aquella época finalmente explotaron durante un partido de eliminatorias entre Argentina y Paraguay que terminó con triunfo albiceleste por 3 a 1 y dos expulsiones: uno fue Ruggeri por lanzarle un manotazo al arquero.

No obstante, el mayor episodio de esta enemistad manifiesta sucedió en agosto de 1996 con la recordada patada fallida del Cabezón al arquero durante un Vélez-San Lorenzo.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario