Copa América Brasil 2019

Rosario eliminada de la Copa América 2020

Como se preveía, la AFA excluyó al Gigante y al Coloso de las sedes del torneo continental que organizarán conjuntamente Argentina-Colombia.

Miércoles 03 de Julio de 2019

La Copa América de 2020, que organizarán de manera conjunta Argentina y Colombia, no tendrá como sede a Rosario. No es una información que sorprenda, ya que ninguno de los clubes de la ciudad hizo fuerza para obtener una de las plazas en las que disputará el máximo certamen continental. Un verdadero pecado para una de las ciudades más futboleras del país, que tiene como gran atracción al inigualable clásico que protagonizan Newell’s y Central y que además es la cuna de Lionel Messi. Rosario vuelve a quedar relegada de los torneos futbolísticos más importantes a nivel de selecciones, como le ocurrió en la Copa América de 2011, que también se jugó en nuestro país.

   Ni el Gigante de Arroyito ni el Coloso del Parque hoy están en las mejores condiciones para albergar partidos de primerísimo nivel internacional, pero tampoco sus actuales dirigentes gestionaron la chance de modernizarlos, además de que no recibieron el apoyo gubernamental para encarar reformas de fondo en los estadios. Es cierto que la severa crisis económica que atraviesa el país no deja casi espacio para obras faraónicas y hay otras prioridades, pero también hay que decir que en otras ciudades y en otros clubes sí se hacen.

   La AFA anunció cuáles son los estadios elegidos para la cita sudamericana del año próximo, a través de un video publicado en su página oficial. Fue luego de que la Conmebol anunciara que la inauguración iba a ser en nuestro país y la final en Colombia.

   Justamente los estadios argentinos que serán sede de la Copa América del año que viene son La Bombonera de Buenos Aires, el Cilindro de Avellaneda, el estadio Mario Alberto Kempes de Córdoba, el Malvinas Argentinas de Mendoza, el Bicentenario de San Juan y el estadio Unico de Santiago del Estero (en construcción). Extrañamente, no aparece el Monumental, donde se disputó la final de la Copa América 2011 y donde la selección jugó tantas veces como local. Y tampoco figuran ni el Coloso ni el Gigante de Arroyito.

   Ahora Rosario debería focalizar sus energías en lo que podría ser la posible sede de Argentina (junto a Uruguay, Paraguay y Chile) para la organización de la Copa del Mundo de 2030. Para tratar de ser una de las ciudades anfitrionas en que caso de que la Fifa designe a nuestro país como uno de los organizadores. Rosario no puede quedar relegada del mapa futbolístico, más allá del flojo presente de Newell’s y Central.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario