La ciudad

"Monteverde incitó a la violencia de doble manera", dijo el titular del Concejo

Alejandro Roselló se refirió tanto a los insultos del líder de Ciudad Futura a López Molina como a la amenaza incendiaria que formuló

Sábado 01 de Septiembre de 2018

El presidente del Concejo Municipal, Alejandro Roselló, dijo que "los agravios" del concejal Juan Monteverde en la sesión del jueves le produjeron "mucha pena" y no dudó en afirmar que el representante de Ciudad Futura hizo "incitación a la violencia" no sólo cuando manifestó que acompañaría un atentado incendiario contra el edificio sino "al insultar directamente a otro miembro del cuerpo", como el concejal Roy López Molina.

"La verdad que seguí el episodio con mucha pena y tratando de aplicar el reglamento en medio de los insultos", declaró Roselló, perteneciente a las filas de Cambiemos, a La Capital.

Ayer, el repaso de la agitada sesión en medio de la cual Monteverde le gritó varias veces "rata" a López Molina mereció todo tipo de comentarios y evaluaciones en ámbitos institucionales de la ciudad.

No sólo por el calificativo descerrajado a un colega sino por otro pasaje del discurso de Monteverde al expresar: "Cuando la gente venga a prender fuego este edificio, yo voy a estar con la gente y con la nafta".

"Es incitación a la violencia, no me cabe ninguna duda", respondió Roselló ante la consulta de este diario. Pero así y todo, por estas horas, el presidente dudaría de hacer efectiva una denuncia penal.

"La verdad que los insultos fueron de un nivel que no se ha visto anteriormente en el Concejo Municipal", agregó.

Roselló explicó que cuando Monteverde le avisó que iba a incumplir el reglamento para pronunciar malas palabras, él no iba a ceder porque "sería avalar una conducta antidemocrática".

"Un concejal, cuando jura, se compromete a respetar las leyes y el reglamento del cuerpo que pasa a integrar", ilustró Roselló. "No estamos en un bar ni en una cancha de fútbol para manejarnos de cualquier forma que creamos conveniente", consideró y explicó que "el artículo 145 del reglamento dice que cuando un concejal comete una falta dos veces, primero se le llama la atención y si la repite en una tercera vez, el presidente le puede quitar la palabra por lo que resta de la sesión".

La medida de quitarle la palabra él no se sintió obligado a tomarla, dijo, pero destacó que "tanto Monteverde como el bloque de Ciudad Futura repiten este tipo de irregularidades desde hace un tiempo. Lamentablemente".

El concejal macrista se esmeró en hacer notar que "parte de otros bloques son muy críticos al gobierno nacional de Cambiemos, y sin embargo ningún concejal lo respaldó al representante de Ciudad Futura".

Fue así como luego del altercado hablaron en la sesión Fernanda Gigliani (bloque unipersonal de Iniciativa Popular), quien consideró que "el escenario de tristeza que hoy reina en el país no debe llevarnos a encerrarnos e insultarnos entre nosotros".

En tanto, la peronista Norma López (Frente para la Victoria) planteó: "No me voy a unir a la antipolítica".

Fueron dos de los ejemplos que trató de señalar Roselló.

Cómo fue

En un día de corrida cambiaria y con un dólar que había sobrepasado los 40 pesos, Monteverde pidió la palabra una vez agotado el temario de ordenanzas y casi todo el bloque de Cambiemos entrevió enseguida lo que se venía.

"Estos tipos no nos van a dejar país" —dijo con relación al gobierno nacional—, "mientras que aquí hay uno que no participa de las comisiones, de la sesión y se la pasa con el celular", señaló con relación a López Molina. Este se eyectó de la banca y partió del recinto acompañado de Renata Ghilotti, Agustina Bouza, Germana Figueroa Casas y Agapito Blanco.

"Cobrás 90 lucas y te escapás, López Molina. Rata. Y con lo que valen tus zapatos viven tres familias", gritó Monteverde de manera desbocada.

"Acá se va a hablar con respeto", le recriminó de nuevo Roselló desde el alto pupitre de la presidencia. "Y yo pido que usted renuncie, señor presidente, porque este es el tipo de democracia que proponen el PRO y Cambiemos", le retrucó Monteverde.

"Fue hasta otra equivocación técnica además de extemporánea", dijo Roselló.

"¿Cómo va a solicitar mi renuncia o someterla a consideración si yo ni siquiera la planteé? Evidentemente tiene muchas confusiones con relación al funcionamiento del cuerpo", opinó.


Molina: "Quiso hacer un show"

El concejal Roy López Molina calificó de "lamentable lo que ocurrió" en la sesión del jueves con su consecuente decisión de dejar el recinto.

"Siempre estamos abiertos a dar los debates pero creo que hay límites que no se tienen que cruzar, como el agravio, el insulto, la violencia", dijo y cuestionó que Monteverde haya mencionado que se podía prender fuego el Concejo. "No colaboran declaraciones así".

El edil explicó que su decisión de retirarse tuvo que ver con que se trató de un "show mediático en el que poco importaba la opinión de Cambiemos sino que era una agresión directa". "Ningún rosarino merece discusiones con este nivel de violencia".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario