Pandemia

En Rosario ya son 9 mil las personas que están aisladas para frenar los contagios de coronavirus

El virus se expande por todos los barrios y la circulación comunitaria ya generó más del 60% de los infectados. Intensifican los testeos.

Martes 13 de Octubre de 2020

Con un registro por encima de los 700 casos al día y jornadas en los que hubo arriba de mil, Rosario cuenta hoy con más de 9 mil rosarinos aislados y el plan Detectar de la última semana ya reportó 120 nuevos casos entre unas 500 familias visitadas por operadores del municipio. El virus está en todos los distritos y la circulación comunitaria trepó al 60,7 por ciento.

Los equipos de salud de la Municipalidad representan casi unos 400 trabajadores que recorren las calles desde los centros de salud realizando un seguimiento de los casos.

En este marco, existen más de 9 mil vecinos y vecinas que fueron visitados por los agentes de salud, fueron rastreados y surge de la aplicación donde se hace el seguimiento. Aquí existen casos activos y contactos estrechos. A ello, se deben agregar los 2.133 pacientes alojados en instituciones cerradas (en geriátricos, refugios y hogares).

Además, en los operativos Detectar realizados por la Municipalidad durante los primeros días de octubre se visitaron 572 familias, de las cuales 78 personas fueron positivas por pruebas de laboratorio y 44 por criterio epidemiológico. El criterio de hisopado es que el vecino cuente con al menos un síntoma compatible con Covid-19.

De los 15.300 casos activos en la provincia, 6.178 eran hasta el sábado de Rosario, donde ya se computa un total de casi 30 mil casos registrados en la ciudad. Y una tasa muy alta de recuperados: 76,8 por ciento.

Lo que ha ganado cada vez más terreno en el total es la circulación comunitaria. Ya representa el 60,7 por ciento; mientras que el contacto estrecho es del 16,8 por ciento.

En el análisis por distrito, luego del Centro (1.591 casos activos) donde poblacionalmente se concentra la mayor densidad habitacional, el oeste con 1152 casos activos, el noroeste con 1074 casos y el sur con 828 representan los sectores con mayor índice en la ciudad.

Es decir que el avance que primero se había concentrado en el casco céntrico urbano hacia los barrios populares no sólo es hoy una realidad sino que los distritos con mayor cantidad de asentamientos irregulares son hoy lugares de propagación del coronavirus.

Sin embargo, existe un dato que viene batallando entre las malas estadísticas. Y es el conocido como Rt (promedio de casos secundarios a partir de un caso diario) sobre el cual se calcula el tiempo de duplicación de casos. Este nomenclador se mantiene casi invariable en las últimas semanas y fue de 1,10.

El R es la cantidad de contagios que puede suscitar una persona al cabo de 7 días. El valor deseable debería ser inferior a 1.

Si se analiza la duplicación de casos, la última semana se dilató a 23 días. Hace un mes los casos de coronavirus en Rosario se duplicaban cada 10 días, este martes a la noche ese tiempo ya era cada 19 y el informe del sábado lo estiró en el tiempo a 23. Sin embargo, el porcentaje de ocupación de camas críticas sigue por encima del 80 por ciento en los sistemas de salud público y privado.

En otro orden de cosas, el Detectar Federal que convocó al propio presidente Alberto Fernández a la ex Rural para su presentación, continuó la semana pasada recorriendo barrios. El pasado 5 de octubre y en los días sucesivos estuvo en Los Pumitas, Nuevo Alberdi y 27 de Febrero, Las Flores y Oroño.

Hasta el 9 de octubre, se relevaron unas 2 mil familias a las que se les aplicaron tanto testeos rápidos, hisopados como positividad por nexo epidemiológico.

En cuanto a la estrategia llevada a cabo en la Región Rosario, Sebastián Torres indicó que “el operativo Detectar lo venimos llevando adelante desde hace 4 meses en diferentes barrios de la ciudad de Rosario comprendiendo todas las zonas, centro, norte, noroeste, oeste y sur”.

El alcance llegó a Villa Gobernador Gálvez, Pérez, Villa Constitución, Casilda, Carlos Pellegrini, Ybarlucea, Fray Luis Beltrán y Puerto Gral. San Martín.

“Es una experiencia muy gratificante, la gente nos recibe muy bien porque sabe que llegamos a cada lugar para cuidarlos, para que todo ande bien, no se enfermen y darle las recomendaciones para que no se contagien”, finalizó Torres.

Embed

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario