La Ciudad

Denuncian que continúa metiéndose gente en un gran predio usurpado de zona oeste

A pesar de la presentación judicial de los dueños del terreno de Magaldi y Lencina, advierten que no hubo controles ni custodia en los últimos días.

Martes 06 de Octubre de 2020

La toma de Magaldi y Lencina, atrás del predio del Cristo Rey, continúa acumulando capítulos de angustia y tensión en la zona oeste de la ciudad. Durante todo el fin de semana y en la jornada de ayer, siguieron llegando familias con estructuras provisorias, materiales de construcción y comenzaron a realizar loteos precarios con la asistencia de vehículos, algunos importados, que llamaron la atención de los vecinos, quienes denuncian el presunto carácter organizado de esta acción delictiva.

“Estuvieron aprovechando el fin de semana para seguir trayendo gente”, confió Julio Rodrigo, abogado de la familia propietaria del terreno de más de cuatro hectáreas, quien se mostró extrañado por la falta de controles en el lugar.

“Los vecinos nos cuentan que notan la presencia de autos, algunos importados, demarcando el terreno o metiéndose en los lotes con materiales de construcción, de manera descarada. Queda evidenciado que es algo organizado y que no existe la espontaneidad en este tipo de acciones”, resaltó Rodrigo.

En ese marco, profundizó: “No puede ser algo espontáneo que 200 familias se pongan de acuerdo para ir a usurpar un terreno. Sin lugar a dudas, esto es algo organizado. Hay que gente que los aglutina y gente que los mueve”.

El abogado recordó que “el viernes pasado, con mi cliente fuimos a ampliar la denuncia y solicitamos una medida cautelar para que hasta tanto se ordene formalmente el desalojo, deje de entrar gente con materiales de construcción al predio. Por lo visto en estos últimos días, eso no se cumplió. Y esto está cada vez peor”, admitió.

De acuerdo al testimonio de vecinos de la zona, las personas que se metieron en el predio lo hicieron asistidas por autos, algunos de alta gama, que se transformaron en señal de alerta para quienes sufren este tipo de intromisión.

Según ese relato, esos vehículos acercan materiales de construcción y raciones de comida para aquellos que llevan adelante estos loteos precarios, con estacas, cintas y demarcaciones informales.

Ese nivel de exposición de quienes se están metiendo en el predio de Magaldi y Lencina sigue generando impotencia, sobre todo para los vecinos, quienes denuncian que no hubo ningún tipo de control ni custodia policial durante los últimos días, a pesar del pedido realizado en Fiscalía.

Los habitantes de esa zona subrayan que las imágenes de gente caminando con chapas y tirantes se repiten de manera cotidiana. “Con total impunidad”, denuncian. Se ven bajando de vehículos que trasladan materiales de construcción y muebles hasta ese terreno.

En este agitado escenario, los dueños del predio solicitaron custodia que nunca fue efectivizada por parte de la policía, ni por Fiscalía. Ante esa inacción, sospechan que desde algún nivel político se están fogoneando estas tomas.

 “Si no paran esto ahora, después será mucho peor”, remarcó una vecina del lugar.

En tanto, en el marco judicial, el Colegio Cristo Rey también ingresó a la denuncia, junto a los dueños y la Municipalidad de Rosario.

 Si bien no hubo adelantos formales, ni confirmaciones, hoy podría ingresar un nuevo fiscal a cargo de la causa. Algo muy esperado por los denunciantes, que no se sintieron atendidos por la gestión anterior. En ese escenario, aguardan que active las actuaciones.

Durante este lapso, no se tomaron las medidas cautelares reclamadas y la toma se sigue consolidando en este predio de zona oeste.

Se trata de una de las ocho tomas de terrenos que se llevaron adelante en Rosario desde el comienzo de la pandemia.

Según un relevamiento del municipio, en la zona oeste hay usurpaciones en Gallegos y Calasanz; Estudiante Aguilar y Misiones; y Jauretche y Larralde. En zona noroeste hay otra toma en Juan José Paso y Chaco. Y en el sudoeste en Seguí y Solís. En zona sur hay otros dos asentamientos masivos de este tipo en colectora de la autopista Rosario - Buenos Aires y Pasaje 513; y en Ovidio Lagos y 5 de Agosto.

"Defienden a los delincuentes"

Según el concejal Carlos Cardozo, la toma de Magaldi y Lencina, atrás del predio del Cristo Rey, “tiene toda la configuración de una especulación inmobiliaria o una acción de carácter político. Pero el Estado en Santa Fe defiende a los delincuentes en lugar de defender a los legítimos propietarios”. El edil remarcó que “a pesar de la solicitud de medida cautelar, la respuesta de los fiscales que recibieron las denuncias y del Ministerio de Seguridad de Santa Fe para custodiar los predios que se usurpan, ha sido nula. Y ya pasaron cinco días del pedido. La propiedad privada no tiene valor en Santa Fe”.

Vale recordar que el Ministerio Público de la Acusación le hizo presentar una nueva solicitud de desalojo a los propietarios del predio, siendo que la familia ya lo había hecho en diciembre de 2019. Ni la Justicia, ni el Ministerio de Seguridad defiende la propiedad privada. Esto es una anomia absoluta”, dijo el edil.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS