La ciudad

Bioquímicos privados de Santa Fe reclaman actualización de aranceles

Piden que se reconozca su trabajo silencioso y solicitan una retribución que refleje el esfuerzo que se realiza a diario dentro de los laboratorios.

Lunes 21 de Septiembre de 2020

Este contexto de pandemia por coronavirus generó una crisis económica y social que puso al descubierto severas problemáticas que atraviesan los ciudadanos. Asimismo, sirvió para poner en valor la abnegada tarea que cumplen los profesionales de la salud. Son quienes están en el frente de la batalla y no bajan las banderas de atención, contención y lucha. Teniendo en cuenta este rol vital dentro de esta etapa sanitaria, los bioquímicos expresaron su malestar, a través de una solicitada en este diario. En esa publicación, firmada por los principales colegios, federaciones, centros y asociaciones privadas de la provincia de Santa Fe, pidieron a las obras sociales y a los gerenciadores de salud, que se “reconozca el trabajo silencioso” que realizan a diario “siempre pendiente del paciente”, además exigieron “una actualización del arancelamiento”, y solicitaron una retribución que “refleje el trabajo que se realiza dentro de los laboratorios”.

En el envío, estas entidades representativas del sector, remarcaron que “el laboratorio de análisis clínico, cumple un rol preponderante” en el funcionamiento del sistema de salud. Y puntualizaron que “el 80 por ciento de los diagnósticos se basan en sus resultados, y es fundamental la participación del bioquímico en el cuidado de la salud; desde la promoción y prevención, el diagnóstico precoz y el control de los tratamientos”.

Y subrayaron el papel de estos profesionales, “siempre contribuyendo al bienestar del individuo y su entorno, como fundamento para el desarrollo personal, el crecimiento del tejido social, y la economía del país”. Y enfatizaron que “en la situación que estamos atravesando, resulta imprescindible el cuidar al paciente y a nosotros mismos”.

Con la solicitada, en este marco de emergencia sanitaria por la pandemia, “los bioquímicos, más que nunca, demostramos nuestro compromiso y responsabilidad”.

Ante este panorama de gran exigencia, resaltaron que “las entidades bioquímicas vienen sufriendo una inmunidad a los reclamos, que desde hace ya mucho tiempo estamos realizando a los distintos gerenciadores de salud”. Y destacaron que “consideramos que es momento de que se le otorgue el valor que merece a la tarea que realizamos, día a día, desde esta profesión”.

“Es hora de que se reconozca el trabajo silencioso, a veces en soledad, pero siempre pendiente del paciente. Los resultados de los análisis no son producto del azar, sino del esfuerzo, dedicación e inversión que realizamos. Los incrementos reiterados en reactivos e instrumental, mayormente dolarizados, en recursos humanos por aumento de paritarias del sector, tasas, impuestos, servicios, sumado a la disminución pronunciada del trabajo, impacta sobremanera en nuestro ámbito”, precisa la solicitada.

En este escenario, referentes del sector de los laboratorios privados expusieron sus necesidades. “Solicitamos a las entidades a las cuales brindamos nuestros servicios, la actualización del arancelamiento bioquímico, donde el valor de la unidad bioquímica refleje el digno trabajo que se realiza en los laboratorios”, remarcaron.

Nos sentimos ocultos

“Hoy los aranceles están muy por debajo del valor que deberían tener”, se encargó de destacar, Lidia Mannino, presidenta del Colegio de Bioquímicos, provincia de Santa Fe, 2ª circunscripción. Y explicó: “Sentimos que estamos muy ocultos. Vemos que no se entiende, o no se valora el rol que cumple el profesional bioquímico. Hay que tener en cuenta que, detrás de cada análisis que se hace en esta etapa de pandemia, es un bioquímico el que está haciendo el resultado de un hisopado”.

Y resaltó: “Sentimos que nunca se nos nombra. Hay que comprender que, detrás de cada número, de cada estadística, está el trabajo del profesional bioquímico. Queremos que se reconozca el papel del profesional, desde el arancelamiento y desde el valor de su función social. Es muy importante para mejorar la realidad del bioquímico. Por eso, queremos ser visualizados”.

Para ejemplificar, Mannino reveló que “un hemograma se paga menos de 100 pesos, con todo lo que requiere la realización de ese análisis. Ese es sólo un ejemplo sencillo. Ya hemos hecho el reclamo, pero las obras sociales y las gerenciadoras de salud nos dicen que no pueden aumentar. Pero para nosotros se hace insostenible, porque los insumos de los bioquímicos son precios en dólares, y además muchos laboratorios tienen personal, que tuvieron aumentos de salarios que les correspondía”.

Y reclamó que “hay algunos retrasos desde hace 6 meses, otros de más de 9 meses. No nos otorgan este tipo de actualizaciones. Y con esta realidad, no nos alcanza para cubrir los gastos mínimos”.

En tanto, Mannino advirtió sobre otra grave problemática en el sector. “Hay empresas que promocionan testeos rápidos, sin tener personal con conocimiento, ni capacitación. Es muy importante que cuenten con un bioquímico para poder interpretar los análisis, que sepa cómo debe estar el paciente, y que conozca el procedimiento integral. Eso no lo puede hacer cualquiera”.

Esas son tareas que están reservadas para los bioquímicos, para eso estudiamos tanto. Somos los que estamos capacitados para eso. Creemos que es el momento para marcar claramente estas cuestiones”, subrayó Mannino.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario