Información Gral

Una dieta baja en calorías reduce las enfermedades y alarga la vida

Un estudio de 20 años en monos mostró que una dieta baja en calorías producía menos enfermedades y una vida más longeva, dijeron ayer investigadores estadounidenses, un hallazgo que se podría aplicar a los humanos.

Viernes 10 de Julio de 2009

Un estudio de 20 años en monos mostró que una dieta baja en calorías producía menos enfermedades y una vida más longeva, dijeron ayer investigadores estadounidenses, un hallazgo que se podría aplicar a los humanos.

  Los investigadores dijeron que monos de la India (también conocidos como macacos Rhesus) con una estricta dieta baja en calorías tenían tres veces menos de probabilidades de morir por enfermedades ligadas al envejecimiento como un ataque al corazón, cáncer y diabetes, en comparación con los que comieron lo que quisieron durante el mismo período.

  "Hemos sido capaces de demostrar que la restricción calórica puede ralentizar el proceso de envejecimiento en una especie primate", dijo Richard Weindruch, de la Universidad de Wisconsin, en Madison, Estados Unidos, cuyo estudio aparece en la revista Science.

  "Observamos que la restricción calórica reduce el riesgo de desarrollar una enfermedad relacionada con la vejez y aumenta la longevidad", dijo Weindruch.

  El estudio en primates refuerza hallazgos similares en hongos, gusanos, moscas y roedores, y sugiere que otros primates −incluidos los humanos− se pueden beneficiar también.

  "Dado que la gente vive mucho más que los monos, puede que no sea posible completar el estudio con los efectos de una restricción calórica en humanos, pero los monos puede ofrecer una aproximación", afirmó el equipo.

  Gran parte de los estudios con limitación de calorías han hallado que para lograr los beneficios de la longevidad es necesaria una vida de abstinencia, y muchos equipos de investigación están trabajando en la forma de conseguirlo con medicamentos. En su último estudio, Weindruch y sus colegas investigaron los efectos de la limitación calórica durante dos décadas en un grupo de monos macacos Rhesus.

  La mitad de los macacos pudieron comer lo que quisieron y la otra mitad siguió una dieta cuidadosamente controlada que sólo les ofrecía dos tercios de las calorías que hubieran elegido normalmente.

  El equipo halló que la mitad de los monos que comieron libremente durante esos 20 años han sobrevivido, mientras que un 80% de los monos que comieron un 30% menos de calorías durante el mismo periodo están aún vivos.

  "Los macacos Rhesus tienen una esperanza de vida promedio de unos 27 años en cautividad", dijo el equipo.

  Los animales que comieron menos tuvieron la mitad de enfermedades cardíacas y cáncer, y no se registraron casos de diabetes entre ellos.

  Además, los monos del grupo bajo en calorías también tenían un mayor volumen cerebral en algunas regiones que los animales que comieron libremente, lo que sugiere que la dieta puede afectar a la salud cerebral en el envejecimiento. l

(Reuters)





 

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS