Información General

Chau al misterio: revelaron el contenido del legendario "pozo del infierno" en Yemen

Un equipo de espeleólogos descendió al agujero de millones de años de antigüedad. Los habitantes del lugar consideraban que era una prisión para demonios

Jueves 23 de Septiembre de 2021

Un equipo de espeleólogos omaníes se animó a investigar al legendario “pozo del infierno“ de Barthout, en el desierto de Yemen, una maravilla natural que durante siglos tuvo en vilo a los lugareños que creen que es una prisión para demonios. Se trata de un agujero redondo y oscuro de 30 metros de ancho que sirve como puerta de entrada a una cueva de 112 metros de profundidad. Se estima que el mismo tiene millones de años y alimentó miles de historias malignas que se fueron transmitiendo de generación a generación.

El hoyo está ubicado en la provincia de Al Mahra, en una zona desértica al este del país. Nadie se había atrevido a llevar adelante una investigación del lugar hasta el momento.

Tiempo atrás algunos funcionarios del lugar habían contado que no sabían qué había en este agujero y que tendría millones de años. Además, que nunca había sido explorado. “Entramos al pozo. Hemos alcanzado profundidades de más de 60 metros y sentí cosas extrañas por dentro”, explicó Babhair, director general de la autoridad local a cargo del estudio geológico y recursos minerales. “Es muy misterioso”, insistió.

pozo2 (1).jpg

Las declaraciones de las autoridades yemeníes aumentaron la curiosidad del mundo científico y al mismo tiempo el miedo de los lugareños, que a menudo cuentan las mismas leyendas sobre el origen del pozo y su delicada función: una prisión de demonios. Pero ahora un equipo de espeleólogos de Omán dejó de lado los dichos y descendió al supuesto “infierno”.

En el pozo encontraron serpientes, animales muertos y perlas de cuevas grises y verdes formadas por gotas de agua. Pero no se encontró rastro alguno de seres sobrenaturales ni de olores sorprendentes que no sean los de pájaros muertos, dijo el jefe del equipo de ocho espeleólogos.

pozo3 (1).jpg

“Había serpientes, pero no te hacen daño si no las molestas”, le dijo a Al. AFP Mohamed al Kindi, catedrático de Geología en la Universidad Tecnológica de Alemania en Omán. Y explicó: “Nos parecía que este proyecto revelaría una nueva maravilla y parte de la historia de Yemen”.

A lo largo de muchos años las leyendas en la región se transmitieron entre los lugareños sobre los espíritus malignos conocidos como “genios“. A tal punto se generó respeto y temor que la mayoría de los habitantes de la zona evitan acercarse al hoyo o hablar de él por temor a que traiga mala suerte. Pero ahora todo quedó resuelto. O, al menos, una parte.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario