El Mundo

Fujimori pide perdón y agradece el indulto otorgado por Kuczynski

Desde una sala hospitalaria de cuidados intermedios, donde está internado, grabó un video en el que admitió que defraudó a compatriotas

Miércoles 27 de Diciembre de 2017

El ex presidente peruano Alberto Fujimori, quien cumplía una sentencia de 25 años de prisión por el asesinato de 25 personas, pidió perdón a sus compatriotas dos días después ser indultado, lo que ha provocado multitudinarias protestas en el país. "Soy consciente que los resultados durante mi gobierno de una parte fueron bien recibidos, pero reconozco por otro lado que he defraudado también a otros compatriotas. A ellos les pido perdón de todo corazón", dijo Fujimori desde su cama de una clínica de Lima, donde se recupera de una arritmia, a través de un video publicado en su cuenta de Facebook.

Es la primera vez que Fujimori pide perdón aunque no lo hizo a los familiares de las 25 víctimas por cuyos asesinatos fue condenado. El indultado ex presidente salió ayer de la unidad de cuidados intensivos en que estaba internado desde el sábado y pasó a una habitación de la misma clínica privada, confirmó ayer su médico de cabecera, Alejandro Aguinaga. "Tiene que pedirle perdón a las víctimas, a los familiares de quienes hoy no están, de quienes en esta Navidad no pasaron junto a su familia desde hace más de 20 años esperando a sus familiares y que no los tienen", dijo la legisladora Marisa Glave.

Fujimori también agradeció al presidente Pedro Pablo Kuczynski por el indulto y dijo que está comprometido a apoyar el "llamado a la reconciliación" que el jefe de Estado convocó. Kuczynski le otorgó el domingo un indulto humanitario y desató la furia de muchos peruanos pero al mismo tiempo la euforia en otros que consideran a Fujimori (1990-2000) el mejor presidente de Perú. Human Rights Watch consideró al indulto "una vulgar negociación política a cambio de la permanencia de Kuczynski en el poder" y Amnistía Internacional exigió a Kuczynski "aclarar las dudas sobre la falta de transparencia y el respeto del debido proceso".

Con la ayuda de un abogado especializado, los familiares de las víctimas de las masacres por las que Fujimori fue condenado presentarán el caso ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos, con la esperanza de que el ente supranacional imponga su criterio .

Supervivencia política

Kuczynski indultó a Fujimori tres días después de sobrevivir a una votación de destitución en el Parlamento dominado por Keiko Fujimori, la hija mayor del ex presidente. A última hora fue salvado por la abstención en el voto de un puñado de legisladores de una facción marginada del partido fujimorista liderada por Kenji Fujimori, el hijo menor del ex mandatario. El Parlamento descubrió que una empresa del presidente había realizado asesorías por 782.000 dólares para la brasileña Odebrecht mientras Kuczynski era premier del entonces presidente Alejandro Toledo (2001-2006). Kuczynski había negado los nexos con Odebrecht, pero ahora es investigado por la fiscalía.

Para contrarrestar la percepción de que la excarcelación de Alberto Fujimori fue parte de una negociación para asegurar su permanencia en el poder, Kuczynski dijo el lunes que otorgar el indulto fue su decisión "más difícil" y pidió a los jóvenes que protestan en las calles pasar "la página" y no dejarse "llevar por el odio y las emociones negativas heredadas del pasado", después de dos días de protestas. "Estoy convencido que quienes nos sentimos demócratas no debemos permitir que Alberto Fujimori muera en prisión, porque la Justicia no es venganza. Las heridas abiertas solo podrán cicatrizarse a partir de un esfuerzo reconciliador", agregó el mandatario, que dijo que sus palabras estaban dirigidas sobre todo a los más jóvenes. El mandatario hizo énfasis en que aunque Fujimori cometió "excesos y errores graves" ya cumplió "12 años de condena" (10 en realidad). Además, aseguró, se trata de alguien que contribuyó al desarrollo del país.

Fujimori fue condenado en 2009 por el asesinato de 25 peruanos, entre ellos un niño de 8 años, ejecutados por un grupo de militares que se financiaban con dinero público y actuaron, según los jueces, con conocimiento del entonces mandatario. Los asesinatos se produjeron en dos matanzas durante su mandato: una durante una fiesta en la que los militares ejecutaron con ametralladoras a 15 vecinos a quienes calificaron de miembros de la guerrilla Sendero Luminoso, la otra de nueve estudiantes y un profesor universitario.

Sondeos, a favor

Pese a sus crímenes, en septiembre pasado un 65 por ciento de los peruanos encuestados apoyaba un indulto a Fujimori por razones humanitarias, según un sondeo de la firma Ipsos Perú.

En otros juicios ajenos a Fujimori, la Justicia calculó que el grupo militar clandestino mató a unos 53 civiles durante su gobierno, incluyendo a una de sus agentes a quien descuartizaron y decapitaron por sospechar que filtraba datos a la prensa. También mataron a un periodista opositor.

En 2016, en la gestión de Kuczynski, la Justicia confirmó que las fuerzas de seguridad usaron un horno en el cuartel general del ejército para quemar los cuerpos de los torturados, entre ellos el de Martín Roca, un universitario que protestó contra el gobierno de Fujimori y desapareció en 1993. El ex mandatario poseía otras cuatro sentencias por delitos de corrupción, entre ellas una por usar el dinero público para financiar tabloides que enlodaron la imagen pública de sus rivales políticos antes de los comicios presidenciales del 2000.

A fines de ese año, Fujimori escapó de Perú acosado por los escándalos de corrupción de su gobierno y desde Japón renunció a la presidencia junto a su primer y segundo vicepresidente. El Parlamento lo destituyó por "incapacidad moral". Luego Fujimori se postuló sin éxito al Parlamento japonés y retornó en 2007 a Chile donde fue detenido y extraditado a Perú donde fue juzgado.

"Reconozco que durante mi gobierno he defraudado a una parte de mis compatriotas. A ellos les pido perdón"

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario