Edición Impresa

Newell's no fue el de siempre y dejó pasar una gran chance

El equipo leproso con acento alternativo cayó 2 a 1 ante Colón, en el Coloso, y no aprovechó el empate de Lanús para llegar a la punta. Le faltaron el peso específico de algunos nombres propios y la cuota necesaria de fútbol.

Lunes 08 de Abril de 2013

Newell's desperdició una buena oportunidad. En esta ocasión le faltaron el peso específico de algunos nombres propios y la cuota necesaria de fútbol para someter a un rival que con pocos argumentos lo sacudió en quince minutos y se llevó una inesperada recompensa. El conjunto de Gerardo Martino no estuvo lúcido, no contó con la inspiración de otras tardes y chocó contra una extraña impericia al momento de transformar sus intenciones en ocasiones de peligro. El equipo leproso sintió algunas ausencias y además nunca pudo respetar su plan base, quizás así se pueda entender la derrota por 2-1 con Colón, que le puso un freno a su envión en el torneo local.

Esa combinación, la de una rotación demasiado profunda con la falta de ideas, puso a Newell's ante un partido de vuelo muy bajo, en el que se dejó zamarrear en el inicio del segundo tiempo y en el que nunca encontró la fórmula para sacarse sus ataduras y poner el desarrollo en un carril más favorable.

Desde el comienzo quedó expuesto que había un Newell's diferente. Con otros apellidos, otro ritmo y otro nivel expresivo. Y con algunas raras costumbres. Si hasta Heinze y Ortiz recurrían a pelotazos para tratar de llevar las obligaciones más cerca del área rival.

El local tenía la pelota pero le costaba poner en funcionamiento la fase de elaboración de juego y en ese importante rubro sólo se verificaron algunos pincelazos de Bernardi, quien por falta de compañía tampoco pudo sacar al encuentro de una gran chatura.

Colón tampoco aportaba nada significativo. Pocas ambiciones y más enredo. Especulaba sin urgencias y sólo se dedicaba a esperar errores del adversario para trascender. Y como la Lepra no estuvo tan firme en la contención, la visita tuvo sus chances, aprovechó dos y se fue con tres puntos para la capital de la provincia.

En los primeros 15' del complemento se explica la caída. Newell's se desconcentró tras un tiro libre y Gigliotti desde atrás remató de pique al suelo y anotó el primero (51'). A los 56' se durmió en un lateral desde la derecha, permitió una peinada y nuevamente Gigliotti, esta vez de cabeza, estableció el segundo de la cuenta sabalera. Y el Puma tuvo otras dos oportunidades que desperdició increíblemente.

Fueron errores muy llamativos que pusieron a los rosarinos a remar nerviosos desde atrás. Entró Scocco y en la primera que tocó habilitó a Orzán para estampar el descuento. Pero después Nacho no pudo hacer más porque Newell's estaba nublado, no tenía profundidad y cada ataque se desdibujaba en la poblada muralla que puso Colón en el fondo.

Así Newell's se quedó con las manos vacías, cortó sus rachas y cedió en la intensidad de su lucha en los puestos de vanguardia. No perdió nada definitivo, pero dejó pasar una gran chance.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS