Edición Impresa

La mentira del Imusa

Cansados de tanto maltrato por parte de las autoridades del Imusa, decidimos escribir estas líneas para poner en público conocimiento el lamentable funcionamiento de este organismo.

Lunes 23 de Septiembre de 2013

Cansados de tanto maltrato por parte de las autoridades del Imusa, decidimos escribir estas líneas para poner en público conocimiento el lamentable funcionamiento de este organismo. Autoridades incapaces de movilizar y encaminar todo hacia una solución se siguen manteniendo en sus funciones y esto es gracias a los impuestos que con mucho esfuerzo los ciudadanos pagamos y que al menos merecemos de su parte una atención respetuosa. Lamentablemente esto no se cumple, así como tampoco se ven plasmadas en la realidad todas aquellas actividades que en el Imusa dicen llevar a cabo. En plena esfervescencia electoral creemos necesario recordar esto. Les queremos contar que, por si lo desconocen, muchas personas hacemos el trabajo que deberían hacer los empleados del Imusa, hay incontables animales en las calles sin esterilizar, incontables atropellados y abandonados sin atender. Son ellos los que tienen que fomentar la tenencia responsable y no facilitar el abandono, pero sus acciones dejan mucho que desear. Imusa es una mentira, citamos algunos ejemplos, fueron entregados varios perros a personas totalmente irresponsables y malvadas, cuando nos presentamos a denunciar y a pedir por favor que fueran controlados y visitados esos animalitos, la respuesta que nos dieron es que ellos no pueden hacer nada, lo único que les interesa es sacar los animales del lugar. Fue llevada una perrita a esterilizar y cuando la fuimos a buscar la habían dado en adopción, la misma se le escapó a la adoptante y nada supimos de Canela. Fuimos muy maltratados por el personal, desde el señor Pablo hasta la persona que esta en mesa de entrada. Si criticamos la gestión de la doctora Bonifacio es porque encontramos demasiadas irregularidades y no son escuchadas. Otra respuesta obtenida es que hablemos con la intendenta de nuestra ciudad porque no hace llegar los recursos necesarios. Nos preguntamos, ¿a dónde va la plata de nuestros impuestos? ¿Existe maltrato animal más grande que el que ejercen en ese lugar? Por favor señora intendenta, póngase a trabajar en serio y controle las instituciones como corresponde, ya basta de sueldos mal pagos a personas que no son capaces de hacer bien su trabajo, ya basta de caballos en las calles, ya basta.

DNI 22.808.802

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario