Cartas de lectores

¿Qué hay detrás de la crisis?

Es una característica desde la modernidad la instauración en las sociedades del cambio permanente. La innovación forma parte de nuestras vidas, la constante variación de parámetros y circunstancias le imponen un ritmo vertiginoso a nuestras existencias.

Viernes 04 de Julio de 2008

Es una característica desde la modernidad la instauración en las sociedades del cambio permanente. La innovación forma parte de nuestras vidas, la constante variación de parámetros y circunstancias le imponen un ritmo vertiginoso a nuestras existencias. Fue el filósofo y sociólogo George Simmel quien, en sus análisis y estudios, puso de manifiesto que lo cambiante de la moda era un claro indicador de la dinámica de las sociedades modernas. Ahora bien, los cambios marcan también situaciones de dominación, condicionamientos hacia las clases subalternas y sobre todo el imperio irrestricto del dinero y la alienación social. Las últimas décadas han añadido al vertiginoso ritmo de las sociedades las crisis cíclicas, que aumentan la incertidumbre de las mayorías y favorecen el control social de los macro y micropoderes. A saber, la crisis energética iniciada en los años 70 de la pasada centuria muestra que la cultura de consumo basada en el petróleo va llegando a su fin generando un alza desmedida de los combustibles a nivel mundial. Esto potenció ocupaciones territoriales, exterminios, bombardeos,invasiones, etcétera. Ahora, sale a la luz la crisis alimentaria y otra vez la brecha entre la codiciosa minoría ahíta en el consumo y las masas famélicas distribuidas por el orbe queda al desnudo. El problema sigue siendo el mismo que filósofos, luchadores sociales y propagandistas del socialismo libertario señalaron. El capitalismo, basado en la explotación y la expoliación, no puede subsisistir sin someter al escarnio y la violencia a las mayorías. Y esa carga de violencia explícita generará turbulencias de magnitud a corto y mediano plazo. Es preciso tomar conciencia como especie de qué es lo que está en juego.

Carlos A. Solero, casolero_1@hotmail.com

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario