La ciudad
Viernes 23 de Septiembre de 2016

Aumentaron las acciones judiciales por la falta de pago de expensas

Los retrasos se incrementaron un 18 por ciento en relación al año pasado. El promedio de incumplimiento es de 6 meses.

Desde hace cuatro meses se verifica un palpable incremento de los juicios por falta de pago de expensas en edificios de la ciudad. Los retrasos, verificados en los tribunales provinciales, aumentaron alrededor del 18 por ciento en comparación con el año anterior, aseguraron representantes de la cámara que nuclea a las inmobiliarias.
Las acciones judiciales son planteadas contra consorcistas que tienen un promedio de 6 meses de incumplimiento en el pago de los gastos comunes.
Según las estadísticas actualizadas, reveladas por el sector que maneja las inmobiliarias rosarinas, por semana están ingresando en promedio cerca de 10 demandas en las que se reclaman deudas comprendidas entre 7 mil y 35 mil pesos.
Más allá de que estos indicadores despiertan ciertas inquietudes, lo cierto es que los referentes de la operación inmobiliaria apuntan que esta situación no tiene la gravedad de lo que ocurrió en la crisis de 2001. "Existe una mora que no escapa a los problemas que hay en general en la economía nacional en varios rubros. De hecho, se nota también en los alquileres.
En las expensas se da un fuerte incremento en varios rubros que la componen. Y esos costos ocupan desde el año pasado un lugar más importante en el presupuesto de inquilinos y propietarios", comentó José Ellena, de la cámara que agrupa a las inmobiliarias de Rosario (Cadeiros).
Y agregó: "Las expensas subieron entre un 40 y un 50 por ciento. Y hay rubros como los servicios de mantenimiento, los abonos, los materiales y el insumo propio de energía, que tuvieron un incremento muy fuerte y eso se ve reflejado directamente en la liquidación y en los bolsillos de la gente".
Debido a ese escenario de tensiones y aumentos, en un año el porcentaje de morosidad subió "un 18 por ciento". "El atraso en el pago de expensas se nota tanto en los propietarios como en los inquilinos. Se percibe un poco más en los inquilinos porque las gastos figuran como obligación dentro de las pautas de un contrato de alquiler, y se puede hacer un seguimiento particular. Pero si se toman en cuenta las liquidaciones de expensas de un edificio cualquiera, verá que también hay mora en los propietarios", se encargó de remarcar Ellena.
Una parte importante. En la actualidad, un departamento de un dormitorio en una buena ubicación exhibe un promedio de gastos centrales de mil pesos, mientras que el costo de ese alquiler puede variar de 4 mil a 5 mil pesos. "Sin lugar a dudas, las expensas comenzaron a ocupar una parte más importante del ingreso de los rosarinos", advirtió.
Para los inquilinos la situación es realmente preocupante y obliga a tomar precauciones y recaudos al momento de tener que firmar un contrato. "Hay que tener en cuenta el valor de las expensas, también comprobar que el control de la administración quede bajo la supervisión de gente idónea o una empresa con experiencia en el rubro, y también considerar cuáles son realmente los gastos que los inquilinos tienen que afrontar desde su condición, porque muchas veces se producen abusos", recalcó Ellena.
De esta manera, las personas que viven en edificios en la ciudad de Rosario atraviesan un momento de exigencias económicas que se está reflejando en el pago de expensas. El incremento en la cantidad de juicios a morosos es una señal inequívoca de este proceso que se verifica con estadísticas cada vez más evidentes.

Comentarios