Policiales

Acusan a dos mujeresde integrar una banda que vendía drogas

Daniela Ungaro, de 50 años, fue indagada por la Justicia Federal y acusada de ser organizadora de una banda dedicada a la venta de estupefacientes; en tanto Brisa Amaral, de 18 años, fue imputada de formar parte de esa organización.

Viernes 04 de Mayo de 2018

Daniela Ungaro, de 50 años, fue indagada por la Justicia Federal y acusada de ser organizadora de una banda dedicada a la venta de estupefacientes; en tanto Brisa Amaral, de 18 años, fue imputada de formar parte de esa organización. Ambas mujeres fueron detenidas junto a otras once personas en 41 allanamientos realizados en Rosario, Villa Gobernador Gálvez y Funes el pasado 26 de abril por agentes de la Tropa de Operaciones Especiales (TOE) y la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) en el marco de un trabajo conjunto entre fiscales provinciales, federales y la Procuraduría Nacional contra la Narcocriminalidad (Procunar).

El procedimiento pegó en la línea de flotación de la banda liderada por René "El brujo" Ungaro y sus laderos, los integrantes de "La banda de los Funes", grupo que mantiene una sangrienta disputa territorial con el grupo que lidera Alexis Caminos y de quien era socio el recientemente asesinado en la cárcel de Coronda, Rubén Ariel "Tubi" Segovia. En ese sentido, fuentes oficiales dijeron sobre los allanamientos que se había desbaratado gran parte del primero de los grupos, dedicado a cometer amenazas, abusar de armas y comercializar estupefacientes.

Doble acusación

Los detenidos fueron imputados el domingo 29 de abril en los Tribunales provinciales por los fiscales Gisella Paolicelli y Matías Edery como parte de una asociación ilícita liderada por René Ungaro desde su celda de Piñero, secundado por los hermanos Funes y Carlos Jesús "Pelo Duro" Fernández. En la audiencia, presidida por el juez Hernán Postma, también fueron imputadas otras cinco personas, entre ellas la propia Daniela Ungaro y Jorge Funes, padre de Lautaro y Alan, ambos presos.

En el fuero federal, tanto Daniela Ungaro como Brisa Amaral negaron los hechos imputados por el fiscal Claudio Kishimoto y quedaron bajo prisión preventiva al igual que Solange C. (hija de Daniela), Kevin O. y Néstor F. El abogado de éstos, Marcelo Piercecchi, tildó de "sorprendente la gravedad de la imputación por el hallazgo minúsculo de estupefacientes".

Daniela Ungaro se negó a declarar y Brisa Amaral (testigo del homicidio de Jonatan Funes en el cruce de las rutas 14 y A-012 cuando salían de visitar a sus hermanos en el penal de Piñero) contó que el departamento de Lola Mora e Hipócrates donde la detuvieron no era su casa y que había llegado poco antes que la policía para buscar un chaleco antibalas que le ofrecieron porque teme por su vida.

Según su abogado, Juan Pablo Audisio, Brisa hacía poco había vuelto de Buenos Aires donde estaba bajo un programa de protección de testigos. Y que pidió la excarcelación de la joven, quien no tiene antecedentes penales y el delito que le achacan tiene un mínimo de tres años.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario