Ovación

El profe Colman se fue con duras críticas hacia Vecchio

Ernesto Colman, ahora exPF de Central, dijo que Emiliano Vecchio fue la causa de su salida: "Personas así atentan contra la institución". Y agradeció al Kily

Viernes 22 de Enero de 2021

El regreso de Marco Ruben eclipsó todo lo demás. La confirmación a última hora de la tarde de ayer del retorno del ídolo de Central obró como un bálsamo a una situación que amenazaba con desbordes, como el que ocurrió en la madrugada del jueves en uno de los locales del vicepresidente primero canalla, Ricardo Carloni. Por eso, hasta la situación con el preparador físico Ernesto Colman quedó relegada. Pero a última hora del mismo jueves ya se conoció que dimitía a su cargo. Y ayer el ahora exprofe canalla explicó que la razón de su salida fue la disputa con el capitán Emiliano Vecchio, de quien dijo que “personas así atentan contra la institución. Siempre lo colectivo está por delante y él atentó contra lo colectivo”. Y más, razonó que no le quedó otra opción que dar un paso al costado sin reproches para la dirigencia y el cuerpo técnico. “Con el Kily no tengo más que palabras de agradecimiento”, dijo.

Colman explicó que se enteró antes de la final en San Juan con Vélez que Vecchio había dicho a la dirigencia que debían elegir “entre él o yo”. Y el PF señaló entonces que “eso me pareció una falta de respeto, fueron malos los modos. Porque si tenía un problema me lo podía haber dicho. Le expresé al técnico que yo no podía ponerme a la altura de un jugador porque todos sabemos el peso que tienen con la gente y renuncié”. ¿Y cuáles eran los cuestionamientos del capitán para emplazar a la conducción canalla según el profesional? “No lo sé, habría que preguntárselo a él”.

Y en esa línea, Colman describió que “siempre me manejé de la misma manera en todos los clubes donde estuve. Con los jugadores nos pusimos de acuerdo de entrada de que la intensidad de los entrenamientos conmigo iba a ser al ciento por ciento. Por supuesto siempre puede venir alguno con algún problema y se lo contempla, pero así trabajo y entiendo que con buenos resultados”. En esa línea, el profe dijo que “tomamos un plantel con muchos juveniles que entrenaban con la primera, que no es lo mismo que ser jugadores de primera, y los fuimos llevando a ese nivel”. También, por supuesto, abordó el caso del propio Vecchio: “El mejoró mucho en lo físico. Venía de un fútbol menos competitivo como el boliviano y un poco excedido de peso y se puso a tono como todos vieron. Por eso me cuesta entender lo que pasó”.

Leer más: Ruben y Vecchio, la historia en común

En referencia a eso, el PF contó que planteó la situación el lunes último delante de todo el plantel y le dijo a Vecchio si tenía algo que decir al respecto, “pero no dijo nada. Eso me indicó que ya no podía continuar. Porque si el capitán hace eso, es lógico que el preparador físico es el más débil y se tiene que ir porque el jugador continúa y es al que los hinchas quieren ver. Lo más sano para el club fue que me fuera”. Hasta entendió que si le hubiera respondido en ese momento, quizás “la situación se podría haber arreglado de otra manera, pero no fue así”.

Colman recordó que tuvo un caso parecido con Emanuel Brítez. “El también atentó contra el colectivo porque no aceptaba las formas de entrenar. Yo siempre me basé en estímulos y en arengas, y los demás lo entendieron, pero él no”. Pero el defensor no era el capitán y las formas de los planteos tampoco. Y todo terminó con la salida del defensor.

Es más, Colman consideró que “nadie puede estar por encima de los demás. Lo que hizo no contribuyó en nada, no fue un buen ejemplo sobre todo para los muchos juveniles del plantel. Quizás Vecchio considera que con su presente podía hacer el planteo que hizo, pero necesita tener más continuidad y coronar con algo”, apuntó el preparador físico.

¿Esperaba otro apoyo o más apoyo de la dirigencia o el cuerpo técnico ante esta situación? “No, no, yo entendí que debía dar un paso al costado. Con la dirigencia y el Kily González no tengo más que palabras de agradecimiento, por haberme permitido volver a trabajar en el club al cual amo. Él recién está empezando en esta profesión y tal vez con la experiencia maneje este tipo de situaciones de otra manera, pero no tengo más que agradecerle”. Y concluyó: “Nunca me pasó esto. Lo lamento por el club y por mí, que me quedo sin trabajo. Pero personas así atentan contra la institución”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS